sábado, 30 de octubre de 1999

La Comedia hace Cervantes

30 de Octubre de 1999

En la sala Armando Discépolo se estrena hoy una producción dirigida por Roberto Conte

Hoy a las 21 se estrenará en la sala de la Comedia de la Provincia, 12 entre 62 y 63, la obra "Haciendo Cervantes" dirigida por Roberto Conte.

Esta nueva producción de la Comedia tiene la característica de ser el resultado de un convenio de pasantía acordado por esa institución y la Escuela de Teatro de nuestra ciudad. Así, los alumnos del último año de la carrera de Formación Actoral tienen la posibilidad de realizar una pasantía como actores en un marco profesional.

A través de un concurso de oposición, cuyos jurados fueron docentes de la Escuela de Teatro, fueron elegidos Diego Biancotto, Marco Antonio Barrueta, Natalia Casteluccio, Bernardo Coloma, Ricardo González, María Guimarey, Diego Mendoza Peña, Viviana Poltrone Chavez y Marcelo Tracaleu, todos estudiantes a punto de recibirse.

El elenco se completa con Marcelo Allegro y Pablo Monsalvat y la obra cuenta con la escenografía y vestuario de Analía Bertola, el maquillaje de Mariel Ansecayn, la música original de Mario Rapallini, la coreografía de Ana Laura Romero y la asistencia de dirección de Raquel Romero.

GRATIS PARA ESCUELAS

La Comedia de la Provincia informó que se realizarán en la sala Armando Discépolo (12 entre 62 y 63) dentro del ciclo "Las escuelas al teatro" funciones de las obras "Saverio el cruel" y "Haciendo Cervantes" destinadas a alumnos de servicios educativos de adultos con entrada gratuita.

Los directivos de las instituciones que estén interesadas en asistir deben comunicarse con la Dirección de la Comedia, calle 7 Nº 538, 2º piso de 13 a 18 o por teléfono al 4211502.

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991030/espectaculos3.html

Actores de riesgo

Rosario Berman (en primer plano), María Inés Sancerni y Beatriz Thibaudin, tres actrices en peligro permanente Foto:Alfredo Sánchez

Sábado 30 de octubre de 1999 | Publicado en edición impresa

Entre actuaciones dentro de una bañera o ratas en escena, cada vez hay más obras de teatro en el país que utilizan el peligro como elemento estético

De poner el cuerpo en un escenario se trata esta historia. Con convencimiento, con energía, con rigor y con talento. Actrices de otra raza. Es más, da la sensación de que no le temen a nada. Parece ser que si viniera un director y les pidiera que se tiraran de un quinto piso, y que cayeran sobre la vereda sin pisar excremento alguno, ellas lo harían. De hecho, cada una de las entrevistadas lo está haciendo. Y para atreverse aseguran que requieren de un elemento fundamental: estar convencidas.

Beatriz Thibaudin tiene 72 años y en "1500 metros sobre el nivel de Jack", la obra de Federico León que se presenta en el Teatro del Pueblo, se la pasa 50 minutos adentro de una bañera.

En "Unos viajeros se mueren", la obra de Daniel Veronese que se ofrece en el Callejón de los Deseos, María Inés Sancerni se pega contra el piso en unos frenéticos movimientos. La misma actriz, en "Dens in dente", se ponía unos aparatos en la boca que le deformaban la cara mientras decía: "Haceme una extracción, mamá. Haceme una extracción ahora mismo". Mientras, su madre, personaje a cargo de María Inés Aldaburu, relataba una historia sobre la Santa Apolonia, la patrona de los odontólogos. Una escena de una singular belleza en que la dos actrices también se encargaron de la dramaturgia con Mariana Obersztein, directora del montaje.

Rosario Berman es una de las actrices de "Cuerpos A banderados" (sic), el trabajo de Beatriz Catani que hoy realizará su última función en el II Festival del Rojas. En esa obra, esta formal abogada del Palacio de Justicia de La Plata manipula dos ratas vivas o se pasa por la boca un pescado muerto sin ningún temor. Los otros tres personajes también se las traen:uno hace de muerto y, cual bolsa de papas, va de acá para allá (obvio, no habla, está muerto). Y las otras dos actrices, que hacen de hermanas, hasta orinan en escena.

Para que estas tres actrices hagan lo que hacen quedan dos alternativas: o les falla algo o son unas inconscientes de la escena. Es cierto, quedan otras opciones. Por ejemplo, que entiendan que esas obras necesitan de otro tipo de actuación, en la que el cuerpo es mucho más que una herramienta de expresión y se transforma en un todo, en otro texto.

Eso sí, se impone una certeza: todas son talentosas, arriesgadas y forman parte de una camada en la que meter el cuerpo es fundamental. ¿Novedoso? No tanto. Esa energía atrapante ya estaba presente en varios espectáculos de los ochenta.

En definitiva, la fuerza indepilable (así se presentaban a sí mismas) del grupo Gambas al Ajillo o la entrega furiosa de los actores del cordobés Paco Giménez algo tiene que ver con lo que hacen estas mujeres.

Pero necesitan de un texto que las acompañe, que potencie semejante entrega. Algo parecido a lo que ocurre con los últimos trabajos de Humberto Tortonese o de Alejandro Urdapilleta en "Almuerzo en la casa de Ludwing W.", cuyo cuerpo vibra con una intensidad impresionante agregando nuevos matices a la palabra de Thomas Bernhard.

El cuerpo otra vez. Sacudiéndose. Golpeando al texto. Construyendo una estética personal.

Cuando Federico León comenzó a ensayar su última obra, casi casualmente dio con Beatriz Thibaudin,cuyo primer trabajo como actriz fue reemplazar a Ana María Giunta: "Como verás, todo lo opuesto", dice esta señora delgada y paqueta. "Comenzamos a ensayar en marzo. Esto es muy especial. Soy una mujer con otra trayectoria actoral, estudié con Lito Cruz y Augusto Fernandes y acá me ves...", agrega, casi con orgullo por su nuevo destino.

-¿Y cómo se mueve en estas nuevas aguas?

-Fantástica. El agua ayuda a mantener la flexibilidad. La bañera es mi escenario, un escenario muy cómodo. Cuando ensayábamos sin agua no podía encontrar al personaje, me trababa. Es muy difícil moverse en una bañera sin agua, tenía que hacer una fuerza terrible.

-Está durante 50 minutos en el agua, ¿no se muere de frío?

-Para nada. El agua está calentita. Supongo que el calor de las luces mantiene la temperatura.

Y al hecho de estar casi una hora sumergida en el agua ella hasta le encontró beneficios adicionales. "No sabés lo bien que te hace. Ya se lo recomendé a mis amigas", destaca con cara de autoayuda.

La señora de la bañera habla de León con una admiración/ chochera cercana a la que tiene por sus 10 nietos. Pero de si familiaridad se trata, la platense de "Cuerpos Abanderados" trata a sus ratas como si fueran sus hijas. Eso sí, vale una aclaración: para los lectores impresionables más vale que salteen el próximo párrafo y, como en el Juego de la Oca, pasen al subtítulo que dice "Diente por diente".

"Ahora les tengo un amor a las ratas...", dice casi en un suspiro.

-¿Tienen nombre?

-Les digo Las chicas , pero fue todo un proceso. Primero me compré guantes, luego las tocaba con un palito, vi videos...

Y para afianzar el vínculo con los roedores, tuvo una frase de autoconvencimiento fundamental: "El rechazo es una cuestión cultural. El rechazo es una cuestión cultural", se repetía como si fuera una de las tantas afirmaciones de Nacha Guevara. "Es más. Antes de venir para la nota pensé en las chicas porque hace un calor fuertísimo."

-¿Las tenés en tu casa?

-No, ahora no. Es que, ¿viste?, son ratas, dan olor. Las tuve un tiempo en la cocina, pero son hembras. Lo único que me faltaba era que se me llenara la casa de ratas. ¿Te imaginás? Ahora están en el estudio donde ensayamos bajo un control estricto de alimentación. Es como tener una mascota. Pero con este calor sufren... Y bueno, el hombre es un animal de costumbre; las ratas, también. Ahora me resulta tan natural tocarlas... No me muerden, no me hacen nada... Como vos con el agua", le dice a la señora de la bañera con suma naturalidad. Porque, con verla, uno tiene la certeza de que Rosario Berman no se hace la moderna, ni la superada, ni la snob. Es así: tómala o déjala.

Diente por diente

Sus trabajos se prestan a las anécdotas, siempre más fuertes que los conceptos. Por eso, María Inés Sancerni prefiere parar la pelota y aclarar: "El riesgo real es el lenguaje de la obra en sí más que la cuestión física. El mundo de "1500 metros..." es increíble. Es riesgosa la idea como tal. Poner el cuerpo en esa idea es, simplemente, estar en el mismo código. El amor entre las dos hermanas de "Cuerpos A banderados" es más riesgoso que el contacto con las ratas. ¿Se entiende? Es necesario hacer esa diferencia".

Se entiende.

De todos modos, en los espectáculos mencionados se imponen ciertas preguntas primarias. Preguntas que, inevitablemente, pegan en el cuerpo del espectador. Por ejemplo, en "1500 metros..." el piso del escenario está mojado y sobre él hay un cable de electricidad. Consecuencia lógica: la preocupación. Las ganas de desenchufar ese maldito aparato. ¿Ese diálogo interno no distrae?

"No. Potencia -continúa Sancerni-. Si hay una escena con un manejo de cuchillo y sé que corta, no sé si me copa mucho. Cuando veía "1500 metros..." me di cuenta del enchufe, pero sabía que León no podía dejar pasar un detalle de ese tipo."

-Pero vos no sos una espectadora común...

-Es cierto. Quizá sea una mirada perversa la mía, porque no puedo dejar de ponerme en el lugar de los que actúan. De todos modos, esas imágenes apuntan a la conmoción. En "Cuerpos..." las ratas generan una situación muy incómoda para el espectador y está bien que sea así. Estoy cansada de la comodidad del público.

Sancerni habla de lo perverso y, en realidad, esa situación se traslada a la platea. Lo cierto es que pocas veces el público huye enojado. A lo sumo, tuvieron problemas con la Asociación Protectora de Animales. De todos modos, el trabajo fue seleccionado para representar al distrito bonaerense en la Fiesta Nacional de Teatro que se desarrolla en Córdoba.

"Mi mamá me contó que, viendo la obra, todo el tiempo estuvo diciéndose: "Que no mate a la rata, que no la mate". Eso es lo que buscábamos. Si el espectador no sintiera todas esas sensaciones, la obra no tendría sentido. El riesgo fundamental es que el público se conmueva sin apelar a una agresión gratuita", comenta Rosario Berman.

Más allá de sus valores, que los tienen, y son muchos, los tres espectáculos en cuestión son básicamente inquietantes. Toda una virtud en estos tiempos. Ycomo inquietantes que son, generan una batería de preguntas. Por ejemplo: ante semejante cantidad de estímulos, ¿no se pierde el texto? Sancerni vuelve a tomar la delantera: "Uno puede poner el cuerpo porque tiene algo que decir. Lo que no está expresado en palabras se traduce en una estética. El caso de Alejandro Urdapilleta es el más claro. Se inscribe como actor en el mismo segundo en que dice una palabra con su gesto único".

Para ellas, la barrera del ridículo no es una traba, a lo sumo, un desafío que les sirve para construir otra estética. "Yo soy muy coqueta -acota Beatriz cuando, con sólo verla, no hace falta aclararlo-. Voy al supermercado siempre arreglada. Pero cuando León me contó la obra yo le pregunté: "¿Voy a salir con el pelo mojado y sin pintarme?" Después lo entendí. Además, tuve que practicar para quedarme 40 segundos bajo el agua, ahora me parece gracioso todo esto. Imaginate, yo vengo de hacer "La casa de Bernarda Alba"..."

Para Sancerni -discípula de Bartis y directora y actriz de "Remanente de invierno" y "Raspando la cruz", de Rafael Spregelburd-, "cuando pasás la barrera tonta y moral del ridículo se produce algo extraño. Uno puede producir belleza con el ridículo en escena. Cuando en "Mamita querida" Tortonese hacía de tonto vistiendo unos zapatones enormes se volvía hermoso por oposición".

Y quizá por esa misma oposición, estas tres actrices hacen bellos a sus personajes, ricos de matices, cautivantes. La lógica consecuencia de poner el cuerpo.

Alejandro Cruz

Como otro elemento dramático Fin de siglo, época en la que no están en juego pasiones políticas ni estéticas. Los cuerpos están retirados. Paradójicamente, aparecen experiencias en las que poner el cuerpo como un elemento dramático. ¿Una paradoja? "En un momento como el actual -apunta la talentosa María Inés Sancerni-, que aparezcan ideas riesgosas, en las que hay que asumir un riesgo corporal, me parece muy bueno. En ese sentido, Federico León es el mayor exponente frente a un tipo de teatro casi radiofónico. Pero no es inventar nada nuevo sino deshacerse del lugar cómodo que ofrece el teatro. Así surgen estéticas interesantes, como la "1500 metros al nivel de Jack", "Cachetazo de campo" o "Faros de color". Trabajos inquietantes, que ponen nervioso al público. En lo personal, me conmueven, me hacen ingresar en un mundo con otra teatralidad." Ella habla de León, pero quien mucho tiene que ver con este estilo de actuación es Ricardo Bartis. En varios discípulos del director de "El pecado que no se puede nombrar" el manejo corporal aporta una nueva escritura enriquecedora del texto. Thibaudin aporta otro dato: "En "1500 metros..." el público está dentro del baño, forma parte de nuestro mundo. Eso lo sentís, no sé explicarlo, pero está". Y esa proximidad de la que habla la actriz se pone en juego en todos los trabajos mencionados. Un teatro íntimo, que necesita de cómplices más que de espectadores comunes.

Fuente: La Nación

"Castaña" Teatro para niños


CASTAÑA, versión libre del cuento "Kashtanka", de Antón Chéjov, por el grupo EOS. Adaptación: Liliana Benítez. Elenco: Ernesto Meza, Sonia Mariel Costa, Paulina Zabala Suárez, Melisa Di Paolo, Ana Messina y Mariana Rolla. Proyecto Escenográfico: Sergio Colón, realización: Andrea Desojo Mac Coubrey, Omar Muso y Laura Muso. Utilería: Jorge Zapata. Diseño y realización de vestuario: Luis Segade. Diseño y realización de maquillaje: Pata Silva. Música: Daniel Gismondi. Asistente de dirección: Ana Conti. Dirección: Erica Poncio. Sala Armando Discépolo, calle 12 e/62 y 63. La Plata

Fuente:  http://www.youtube.com/watch?v=HQlI66njmlM

viernes, 29 de octubre de 1999

La incontenible alma de Delmira se apodera del teatro

29 de Octubre de 1999

El grupo platense Barataria estrena mañana una obra basada en el trágica historia de la poetiza uruguaya Delmira Agustini

Basada en la trágica vida de la poetiza uruguaya Delmira Agustini mañana a las 23.15 en el centro cultural Viejo Almacén el Obrero -13 y 71- el grupo de teatro Barataria estrena la obra "Delmira, el alma incontenible" con dirección de Nina Rapp y textos de Omar Musa.

El elenco está integrado por Analía Aristegui y Ruth Attaguile, y el chelista Norberto Attaguile. En tanto que la coreografía y entrenamiento corporal estuvieron a cargo de Gabriela López.

Delmira Agustini, considerada la poetiza erótica más importante de su época, fue asesinada en 1914 por su marido quien luego también se quitó la vida. Tenía 28 años y vivía en Montevideo proveniente de una familia de clase media tradicional.

"Era una mujer criada y muy protegida por su madre. Tanto que ni siquiera fue a la escuela, prácticamente nunca salió de su casa" cuenta Nina Rapp y agrega que "los que han estudiado su vida y su obra dicen que tenía saberes alojados desde antes de nacer, sino no se explica como podía escribir con ese vuelo erótico y literario sin haber tenido contacto o acceso ni a los hombres ni a la buena literatura. Muchos la consideran una medium o una pitoniza".

La idea de este espectáculo no es convertirlo en una biografía de la poetiza sino crear algo "provocativo desde los visual y auditivo que tenga que ver con la poesía; jugamos a desarrollar cierto lirismo", admite Rapp.

"También es importante dentro la obra -acota Gabriela López- el peso que tiene la sociedad victoriana en la que vivía Delmira, cargada de hipocresía y de restricciones, tanto que por ejemplo en Montevideo una mujer no podía salir sola a la calle. Y es curioso que justamente en este tipo de sociedad ella despliega una poesía erótica inusual. Delmira tenía una familia donde era muy fuerte la presencia de la madre, dominante y castradora, en contraposición de un padre sometido, ya que la figura masculina no aparece como una influencia en su vida. Y en medio de todo esto ella busca desesperadamente el amor ideal, el amor romántico".

De acuerdo con Rapp, Delmira se casa con un rematador de hacienda que si bien era bastante buen mozo no tenía ningún tipo de sensibilidad por lo tanto ese casamiento constituyó para ella un brusco choque con la realidad que no pudo soportar. "El gran amor de Delmira era en realidad un revolucionario anarquista argentino llamado Manuel Ugarte que además también era poeta.

Cuando se separa del marido vuelve a la casa de su madre pero sigue teniendo encuentros con él, quien finalmente en una de esas citas furtivas la mata y luego se suicida" sostiene la directora quien junto al autor viajaron a Montevideo para visitar la Biblioteca Nacional donde están exhibidos sus objetos, como su traje de novia, con el fin de empaparse con el espíritu y la esencia de la poetiza.

Para la obra el grupo de teatro independiente platense realizó un trabajo a nivel corporal y la búsqueda de un nuevo lenguaje muy "comprometido con la estética de la poesía, muy expresionista y subrealista. Y también nos remitimos a nuestros abuelos, tomando elementos reales y del recuerdo propio de cada uno que fuimos volcando en la obra", dice la coreógrafa.

Además del estreno que se producirá mañana, la obra podrá verse este domingo a las 20.30 también en el centro cultural Viejo Almacén El Obrero y los próximos 5 y 6 de noviembre en la Comedia de la Provincia.

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991029/espectaculos10.html

Agenda Teatro La Plata

29 de Octubre de 1999

VIERNES

Venecia.- Hoy a las 21, y mañana a las 21.30. En la sala A del Pasaje Dardo Rocha. Con dirección de Cora Ceppi. Entrada libre y gratuita.

Rosa de dos aromas.- Hoy y mañana a las 22 y el domingo a las 21 en el Taller de Teatro de la Universidad, 10 entre 54 y 55. Estreno con la actuación de Irene Bianchi y Cristina Suárez y dirección de Norberto Barruti.

Me volvió el alma al cuerpo.- Hoy a las 21 en la Comedia de la Provincia. Unipersonal de Laura Bove.

Esa inmunda pasión, la ira tropical.- Hoy y mañana a las 22 en El Escudo, 10 entre 60 y 61, con dirección de Mabel Lezica y Eduardo Spínola. Entrada libre y gratuita.

SÁBADO

Haciendo Cervantes.- Mañana a las 21 y el domingo a las 20 en la Comedia de la Provincia, 12 entre 62 y 63. Estreno con dirección de Roberto Conte.

Los dos hidalgos de Verona.- Mañana a las 21.30 y el domingo a las 20.30 en ATE, 8 entre 55 y 56. A cargo de alumnos de la promoción 1998 de la Escuela de Teatro. Dirección de Yirair Mossian. Entrada libre y a la gorra.

La noche de la basura.- Mañana a las 21 en La Lechuza, 58 y 10. Con dirección de Roberto Conte. Ultima función. Entrada libre y gratuita.

Cuesta abajo.- Mañana a las 22 en La Lechuza, 58 y 10. Con dirección de Roberto Conte. Ultima función. Entrada libre y gratuita.

Matando horas.- Mañana a las 21.30 en el centro cultural Viejo Almacén el Obrero, 13 y 71. con dirección y puesta en escena de Cynthia Pierce.

La Fiesta del Hierro.- Mañana a las 23 y el domingo a las 21 en ETLP, 51 entre 3 y 4. Adaptación y dirección de Yirair Mossian. Entrada libre.

Teatrología cotidiana.- Mañana a las 20 en la Agremiación Médica Platense, 6 entre 55 y 56. Teatro leído semi-montado con dirección de Ricardo Lofeudo.

Stefano y Gris de Ausencia.- Mañana a las 22 en calle 10 entre 47 y 48. Se dará Stefano por los alumnas de 2º nivel promoción 1999 y Gris de Ausencia. Entrada libre y gratuita.

Delmira, el alma incontenible.- Mañana a las 23.15 y el domingo a las 20.30 en el centro cultural Viejo Almacén El Obrero, 13 y 71. Estreno de la obra dirigida por Nina Rapp.

Infantiles

El precio una sonrisa.- Mañana a las 17.30 en la sala A del pasaje Dardo Rocha con dirección de Marcelo Miranda. Entrada libre y gratuita.

El traje irreal.- Mañana a las 17.30 en la sala B del Pasaje Dardo Rocha. Entrada libre y gratuita.

DOMINGO

Cuna Gastada.- El domingo a las 22 en centro cultural Viejo Almacén el Obrero, 13 y 71. Unipersonal de Soledad Aparicio con la actuación de Anahí Carnavale, con dirección de Cynthia Pierce. Ultima función de la temporada.

Los cinco sentidos capitales.- El domingo a las 20 en La Lechuza, 58 y 10. Con dirección de Juan Carlos de Barry. Ultima función. Entrada libre y gratuita.

Los niños viejos.- El domingo a las 21 en La Fabriquera, 2 entre 41 y 42. Estreno de la obra "Los niños viejos" con la actuación de Laura Albornoz y Cabe Mallo. Dirección de Cabe Mallo.

Por teléfono.- El domingo a las 22.30 en Victoria, 4 entre 42 y 43. Espectáculo humorístico musical.

Infantiles

El precio una sonrisa.- El domingo a las 17.30 en la sala A del pasaje Dardo Rocha con dirección de Marcelo Miranda. Entrada libre y gratuita.

La memoriosa y fantasmal historia de Verídico y Mario.- El domingo a las 17 en la Comedia de la Provincia, 12 entre 62 y 63. Dirección de Nina Rapp.

Los cuentos de Lele.- El domingo a las 18.30 en la sala 420, 6 entre 40 y 41. Escrita y dirigida por Gastón Mariani.

Enamorada del sol.- El domingo a las 17 en La Lechuza, 58 y 10. Teatro Cachanga, de máscaras, títeres y muñecos.

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991029/espectaculos2.html

De careta, nada, de posta todo

29 de Octubre de 1999

Cuando presentó Me volvió el alma al cuerpo frente a un multitudinario público adolescente, bien exigente por cierto, al producirse el posterior debate los chicos concluyeron en que "no es un espectáculo careta". Por eso les gustó. Y por eso Laura Bove hizo propia la definición.

No es careta porque la actriz a lo largo del unipersonal se desnuda, se expone, se rebela y revela como lo que es, y exhibe los motivos por los cuáles es, ella, así, Laura Bove. De hecho, el único personaje que presenta a lo largo de toda la obra es uno con el que la inicia, que surge de un texto de Oscar Viale y que es una señora que hace "strep-tease". Así comienza a desnudarse y a mostrar sus miserias. Y no para.

Los platense tuvieron oportunidad de verlo en distintos escenarios de nuestra ciudad hace un tiempo atrás, y hoy a las 21 podrán volver a verlo en la sala Armando Discépolo de la Comedia de la Provincia, en la calle 12 entre 62 y 63.

Para quienes no lo recuerden, en Me volvió el alma al cuerpo Bove repasa su éxito prematuro, se confiesa una niña explotada, se levanta de sus cenizas y pasa la receta: cuando se toca fondo hay que parar y empezar de nuevo.

UNA NIÑA EXPLOTADA

Después de 35 años años de profesión, Laura Bove entraba a un estudio de televisión y le dolía cualquier cosa. Había pasado cumpleaños, primaveras, embarazos, veranos, inviernos, años, entre decorados. Y decidió parar.

Se propuso una pausa en su profesión pero como tenía que seguir viviendo y lo único que sabía hacer era actuar, no esperó a que la llamaran, escribió Me volvió el alma cuerpo y salió a "venderse" para contar su experiencia y autodenunciarse.

"Yo me inicié en la farándula a los 4 años. No iba al colegio, a gatas terminé la primaria porque hacía giras de radioteatro con Salcedo, Alcira Olivera Garcés, y continué en radio con Fernando Siro, Beatriz Taibo, Eduardo Rudy, Eva Dongé. Era la estrellita del barrio. Aunque iba a la cama a la hora que tenía que ir, estaba en lugares llenos de humo donde escuchaba lo que no tenía que escuchar o no hacía los deberes".

"En el espectáculo cuento ésto y por eso se me cerraron muchas puertas, porque en este medio hay temas con los que no te podés meter, como la explotación infantil. Y la gente se sintió molesta. Dijeron 'La Bove está tocada'. Esto me obligó a mí a laburar con miedo porque yo estaba -y estoy- trabajando con la irreverencia de cuestionar a mis viejos. Yo no lo juzgo. Ellos tuvieron su carga también y creyeron que lo que hacían conmigo era lo más maravilloso del mundo. Y a partir de eso me voy metiendo en la complacencia, el masoquismo, la comodidad, la competencia y ahí llego a un punto en que cuento cosas que le pueden pasara cualquiera. De hecho, lo de hacer un debate, o un intercambio después de la función, surgió a raíz de que la gente me esperaba para hablar. Me agarraban, me abrazaban y se ponían a llorar".

Dividido en actos dedicados a muchas y diversas personas -actores de radioteatro, maquilladores, acomodadores, vestuaristas, vestidoras, cameramen que la acompañaron en todo este tiempo, al médico homeópata Carlos Cipolla, a los chicos de Casa Cuna, a Florencio Escardó y hasta Marita, la ex de su ex, compañera solidaria de desgracia-, Me volvió el alma cuerpo se ofrece con un programa de mano que cita el testimonio de Joan Manuel Serrat sobre los niños artistas, que resume lo que siente Laura Bove y que dice así:

"A mí, los niños artistas no me gustan. No me gustan nada porque suele ser una explotación, normalmente. Cuando yo ve un niño artista, sé cómo lo están explotando de alguna manera. Sé que por algún momento de felicidad que pueda llegar a tener aquella criatura porque le gusta cantar o bailar, tiene que tener momentos de gran tortura, como un elemento absurdamente explotado. Es un individuo que no puede decidir sobre sus sí o sobre sus no, porque hay otros.

Allí deciden los mayores. Si ellos pudieran decidir, sería maravilloso. Harían cosas de aquéllas como quedarse dormidos antes de la función, no presentarse a un estreno...Harían cosas realmente interesantes. Pero como tienen unos señores mayores que los mandan a los sitios, me dan mucha pena. Yo tengo un sentimiento siempre de pena".

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991029/espectaculos1.html

Cecilia Rossetto: Una chica artesanal

29 de Octubre de 1999

A fuerza de corazón, adrenalina, una larga formación y mucha, mucha entrega, según dice, la actriz logró un éxito que la marcará para siempre. Y mañana La Plata podrá disfrutarla en Buenos Aires me mata.

Además de altísima y talentosa es inquieta. Y como se aburre fácilmente, va de acá para allá. A lo largo de esta temporada estuvo cantando en el sur de Francia, se reunió en España con Jaime Chavarri para ensayar su próxima película, y anduvo deambulando con Buenos Aires me mata, que mañana a las 22 recalará en el Coliseo Podestá, junto Fredy Vacarezza, director y arreglador del musical "Mortadela" que fue premiado en Francia.

"No sabía que hacía tanto tiempo que no actuaba en La Plata. Y ya pasaron doce años. En estos últimos meses estuve yendo mucho al Registro Provincial de las Personas para buscar datos de mi abuelo, que no sabíamos dónde había muerto -murió solo en Romero-, reconstruí la historia de mi familia paterna y finalmente tengo la nacionalidad italiana, porque quiero dejarle esa herencia a mi hija. Y en todos esos días que iba a La Plata, que comía solita en un lugar, que caminaba, tenía ganas de actuar. Por fin se me dio", confió Cecilia Rossetto.

Amada e idolatrada por la intelectualidad y el público catalán a los que supo conquistar con este espectáculo, gracias a ellos la Rossetto llegó a Chavarri. Está re entusiasmada con la película que comenzará a filmar el año que viene en Madrid con dos de los galanes de "super onda", como dice ella: Eloy Azorín y Eduardo Noriega. Ambos conocidos por el público argentino, el primero por la película de Almodóvar "Todo sobre mi madre", y el otro porque es uno de los protagonistas de "Plata quemada", la película que está filmando Marcelo Piñeyro.

"Es un papel hermoso. La descripción del personaje mío es una mula analfabeta y lesbiana que regentea un prostíbulo y se interpone entre el amor de dos estudiantes de medicina con dos de sus chicas". Contarlo le da mucha risa porque no puede creer que ella, la Rossetto, interrumpa el romance de dos mujeres con esos dos bombones.

Hablar con Cecilia Rossetto implica saltar de un tema al otro. Termina de contar que en Buenos Aires está ensayando con Daniel Binelli, cosa que la divierte mucho, un poco llevados por el hecho de que ambos son dos personajes a quienes les va muy bien en Europa y se los ve poco por acá, y que qué gracioso que la idea era trabajar acá y ahora los llaman de Europa, y sigue hablando de su próximo proyecto teatral en el teatro San Martín en la temporada de verano. Dirigida por Jorge Lavelli será la única mujer del elenco de Mein Kampf (Mi vida), de George Tabori, que no es otra cosa más que una farsa que tiene que ver con el huevo de la serpiente: un Hitler juvenil que quiere entrar en la Academia de Artes de Viena y lo rechaza. "Me interesó tanto, que dejé para más adelante el proyecto de Barcelona".

Barcelona. Allí "Buenos Aires me mata" recibió el premio especial de la crítica catalana por idea, interpretación y dirección -que le corresponden todos a Cecilia- y el premio Sebastián Gasch por mejor monólogo, galardones que sumaron a los recibidos en este país -el ACE al mejor unipersonal- y el Florencio Sánchez por mejor espectáculo extranjero en el Uruguay.

No te da bronca que en Barcelona o en otros países como Uruguay o Cuba te quieran tanto, te reconozcan de esa manera y acá...

"Estoy acostumbrada. para quien no está informado eso de los premios son datos que no significan mucho. Significan una respuesta muy grande y una popularidad enorme en Barcelona, donde soy senadora honorífica por la cultura catalana. Y todo el tiempo me dan lindas sorpresas. Esta gente no me da más que alegría. Pero también me enorgullezco de la gente de mi país. Hace poco llevé el espectáculo a Mar del Plata y la reacción del público fue conmovedora. Tanto que me emocioné, lloré, y cuando quise agradecer al estilo de la Negra Sosa, en lugar de 'Gracias Mar del Plata', me mandé "Gracias Necochea'".

A Cecilia le provoca risa otra vez. Pero tiene la capacidad de volver a ponerse seria enseguida. "Lamentablemente están muy espaciadas estas gratificaciones que tengo en el país. Pero eso es lo que me da gasolina, como dicen los españoles".

No estaba convencida de hacer la nota por teléfono, porque "de qué podemos hablar, ¿no guardaste la nota?". Cecilia Rossetto había estado en marzo porque su idea era presentarse gratuitamente en abril. Pero no se dio. He peleado fervientemente para llevar el espectáculo a La Plata. Cuando hice 'Bola de nieve' con los cubanos, mucha gente venía a verme a Buenos Aires. Y vuelve sobre el tema anterior.

"Siempre tengo la sensación de que aquí no me he mostrado lo sufinciente. Pero no acuso al entorno. Creo que después de 20 años uno no puede encerrar 'en este país' la culpa generalizada. Hay responsabilidades y un exceso de cuidado o temor a la exposición. Yo si una propuesta no era cuidada, no deseaba mostrarme. Y me fue para adentro. Pero coincide con la historia del país.

Las circunstancias del país no privaron de nada. Gratis no es. Y ese tránsito a mí no me dejó igual que a los 20 años. es un cóctel interesante: paranoia, psicoanálisis, fundamentalismo, y por supuesto que no me he librado de él. Uno asume la realidad, sin perder la memoria. Y hago un trabajo muy arduo para conservar la alegría".

"Una actriz irresistible desde Buenos Aires a La Habana y desde París a Barcelona, que de cada una de sus ciudades entrañables ha robado historias y canciones y las ha guardado en su baúl de viaje para sacarlos en cada función...Algunos dicen que es la versión del Sur de fenómenos tan directos como Liza Minelli o Shirley Mac Laine...con una sesión de Cecilia Rossetto se puede vivir al menos siete días y con su recuerdo tres años. Más imposible" Juan Carlos Olivares, del diario ABC de Cataluña.

"...Me enorgullezco del mundo que me abrió Cataluña y hay que aprovechar lo que se tiene"

¿Y cómo se puede definir este espectáculo indefinible, según las gacetillas de prensa?

"Es todo a fuerza de corazón, adrenalina, mucha, mucha entrega y detrás de eso una ardua formación. Y eso le genera a la gente una gran euforia".

Constanza Scarpinelli

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991029/espectaculos0.html


jueves, 28 de octubre de 1999

Ahora los sábados, en la nueva casa

28 de Octubre de 1999

El pasado sábado los espejeantes pisos del nuevo Teatro Argentino reflejaron por primera vez a músicos, bailarines y cantantes de la casa en lo que podría llamarse una renovada etapa de "Música al Mediodía".

Una flamante dimensión, por cierto. Con un público renovado que superó ampliamente las previsiones de los organizadores del festejado ciclo se cumplió la primera sesión. Ahí estuvieron los integrantes del Ensamble Musical del Teatro Argentino, el Coral Rioplatense, sus respectivos directores: Jorge Cantirán y Maximiliano Mancuso y un cuarteto de bailarines del Ballet Estable.

El repertorio fue el conocido de todos ellos y quizá la premura por darle continuidad al ciclo ideado por el maestro Antonio Mancuso y sostenido con el esfuerzo de siempre por el Dr. José Melía, hizo que no se prepararan novedades, sobre todo para los que seguimos regularmente estas presentaciones -que conforman un ajustado y numeroso núcleo de fieles espectadores- pero que sí lo fue para todos aquellos que por primera vez, quizás, se acercaron a estos encuentros acostumbrados de los jueves al mediodía y que a partir de ahora y hasta fin de año serán los sábados a la misma hora, es decir, las 12.15, siempre como es habitual en estos casos con entrada libre y gratuita para todo el público.

Las flamantes instalaciones del Teatro Argentino le dan renovado realce a la convocatoria. La suntuosidad y la sobriedad del gran hall central resultó chica para espectadores entusiastas y ávidos de música.

Como se dijo, este encuentro del último sábado fue realizado con mucha premura, circunstancia que provocó algunos inconvenientes que seguramente serán solucionados en la segunda sesión prevista para la semana que corre. Las necesidades de la ciudad son cada vez mayores y ciento cincuenta sillas no alcanzan. Es imprescindible que haya más para evitar que se bajen de los pisos superiores en medio del concierto interrumpiendo con ruidos impropios el desarrollo del mismo.

Si bien el menú preparado fue agradable y se centró en un puñado de composiciones instrumentales, vocales y bailables populares (tango, folclore y pop) es necesario incorporar otro tipo de creaciones que es el sustento de la gran sala lírica del Argentino. Arias de ópera, conjuntos y fragmentos instrumentales de las mismas serán muy bienvenidas (Mario Basso puede reeditar sus conocidas interpretaciones del "Figaro" rossiniano y el coro con sus solistas los trozos de "La Traviata" que siempre se desean escuchar, por ejemplo).

Los bailarines adiestrados en un cuerpo de baile ecléctico como el que dirige Raquel Rossetti puede además de interpretar tangos, otro tipo de danza, ligera si se quiere en virtud de la hora soleada de los mediodías platenses y de lo heterogéneo del grupo de concurrentes y el coro que tan bien prepara Maximiliano Mancuso con cantantes del Coro Estable, así mismo sería interesante que preparara obras corales tradicionales y vanguardistas tanto como canciones del gran repertorio coral y operístico. En el aspecto "folk" el Coral Contemporáneo con el Ensamble y sus solistas tienen una versión de cámara de la muy bella "Misa Criolla" de Ariel Ramírez que mucha gente quiere volver a oír integralmente -de hecho esta vez se incluyó el "Gloria" pero no es suficiente- y extrañamos, por otro lado, aquellas encantadoras realizaciones de Cantirán con el Ensamble que integraba obras de distinta naturaleza en regocijantes arreglos (la Sinfonía de los juguetes, de Leopold Mozart, la Sinfonía Nº 40, de Wolfgang Amadeus Mozart, la suite de "Carmen", de Bizet, el poutpurrí de Gershwin las versiones de temas de comedias musicales, etc., que si bien poseen un clima "pop" adentran al público en la creatividad de los grandes genios de la música, aun en ediciones de ligera envoltura. No se desdeña ni el tango ni el jazz, tampoco lo "folk", sólo se insinúa que a la par de esos géneros se cultive al público en otro tipo de música, no tan habitual y que enriquecerá ostensiblemente los espíritus. Sabemos que la sagacidad y la inteligencia del maestro Mancuso sabrán oír estas sugerencias y revertirá rápidamente el contenido de estos festivales pensados para un público masivo, sí, pero además -en muchos casos - culto o por lo menos ansioso por conocer otras cosas que no sean (lo decimos con todo respeto) "La cumparsita" o "Kilómetro 11".

Creemos que así se cumplirá con una genuina orientación musical que el público platense merece. Además de esto, respetar el espacio de tan bello edificio, tratar de no hacer ruidos impropios, transformarnos en verdaderos custodios de su belleza y de su pulcritud (todos cuidamos lo que todos pagamos) es contribuir a que nuestra vida sea mucho mejor y más plena ¿O no?.
EDUARDO GIORELLO

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991028/espectaculos5.html

Una comedia, un sueño y mucha imaginación

28 de Octubre de 1999

Hoy a las 21 se estrena en la sala A del Pasaje Dardo Rocha la obra teatral de Jorge Accame, recientemente premiada, "Venecia" con dirección y puesta en escena de Cora Ceppi y Nora Onetto.

El elenco está integrado por Mónica Calcagno, Cecilia Coleff, Héctor Grimberg, Claudia Pellegrini, Rubén Gómez Ribot y Cora Ceppi. La escenografía, vestuario y puesta de luces de Alejandra Higa, Alejandra Camilión y Gustavo Juan Luchesco, el sonido de Osvaldo Sagastibelza y la musicalización de Néstor Salomón.

La acción transcurre en un prostíbulo de Jujuy y es una comedia que relata una historia de amor simple y fascinante: realizar un sueño usando la imaginación.

También habrá funciones mañana a las 21 y el sábado a las 21.30 en la sala A del pasaje y con entrada gratuita.

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991028/espectaculos4.html

miércoles, 27 de octubre de 1999

A la Rossetto Buenos Aires la mata

27 de Octubre de 1999

Luego de varios años de ausencia en los escenarios platenses, Cecilia Rossetto vuelve a nuestra ciudad el sábado a las 22 en el Teatro Coliseo Podestá con el espectáculo "Buenos Aires me mata".

Tras casi una década de pasear su arte por toda América, España y Francia, la Rossetto estrenó "Buenos Aires me mata" en 1994, espectáculo que recibió los siguientes premios: "ACE", mejor unipersonal- Argentina; "Premio Especial" de la crítica catalana por Idea, Interpretación y Dirección -Barcelona; "Sebastiá Gasch" por Mejor Monólogo- Barcelona; y "Florencio Sánchez" por Mejor Espectáculo Extranjero- Uruguay.

"Buenos Aires me mata" estuvo primero en las recaudaciones de Barcelona durante dos temporadas en las cuales se presentaron los más prestigiosos artistas del mundo. Los textos son de Oscar Balducci, la música de Pablo Ziegler y los arreglos de Oscar Cardozo Ocampo, en tanto que la idea, puesta y dirección pertenecen a Cecilia Rossetto.

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991027/espectaculos0.html

martes, 26 de octubre de 1999

Estrenan una comedia en el Pasaje

26 de Octubre de 1999

Este jueves en la sala A del Pasaje Dardo Rocha se estrenará la obra teatral "Venecia" con dirección de Cora Ceppi y Nora Onetto.

La primera presentación será a las 21 y luego habrá funciones el viernes en el mismo horario y el sábado a las 21.30. Las tres puestas serán con acceso gratuito y aquellos que deseen asistir deberán acercarse al Pasaje Dardo Rocha, calle 50 entre 6 y 7, para retirar las entradas en la guardia de este edificio de 13 a 19.

La sala tiene una capacidad de 80 personas de manera que habrá 240 invitaciones gratuitas para ver cualquiera de las tres funciones.

"Venecia" es una comedia que representará el grupo Agallas integrado por Módica Coleff, Héctor Grimberg, Claudia Pellegrini, Isabella Anell y Cora Ceppi, quien además de dirigir la obra junto a Nora Onetto, también es responsable de la puesta en escena.

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991026/espectaculos3.html

lunes, 25 de octubre de 1999

"España nació de un sueño" y Martha Cipriano lo concretó

14 de Octubre de 1999

En adhesión a la Semana de la Raza, esta noche a las 20.30 en la sala Armando Discépolo de la Comedia de la Provincia, calle 12 entre 62 y 63, Martha Cipriano presentará España nació de un sueño, revista musical española del que participarán el ballet "Sevilla", el grupo de danzas contemporáneas "Entre Patios y Tilos", los actores Mario Enrique y Juan pablo Thomas, la cantante Karina Luján, la pareja de tango Barbara y Andrés, el guitarrista Antonio Sánchez Sampedro y la recitadora Tani Reyes.

"La idea es hacer un viaje imaginario, mostrar cosas que hacen a la cultura española porque no todo es flamenco", adelantó Martha Cipriano quien celebra 52 años con la enseñanza y 30 de su instituto por el que han desfilado muchas de las maestras platenses.

Cumplir tantos años en una función docente es un grato acontecimiento en la vida, sobre todo para alguien que a lo largo de toda su trayectoria se ha mostrado inquieta, preocupada y que ha incursionado en todas las variantes de la danza.

Bailarina y coreógrafa, presentó espectáculos coreográficos españoles, modernos, flamencos en todos los escenarios de la ciudad, en el interior del país y en giras por Bolivia, Chile y Perú.

ESPAÑA NACIO DE UN SUEÑO

Como año para esta fecha Martha Cipriano se propuso estar presente. Así pergeñó "España nació de un sueño", espectáculo que consta de dos partes:

En la primera "Café de chinitas", "Los cuatro muleros", "Gitano", con música de García Lorca; "Mazura de los paraguas" con música de Chuca y Valverde (zarzuela); "Tangos", con Bárbara y Andrés; "Cuplés" con Karina Luján; y el "Corpus Cristi en Sevilla", de Albeniz, con el Ballet Sevilla, el grupo Entre patios y tilos y el actor Juan pablo Thomas en poesía.

La segunda mostrará "Alegrías de la sal", con música de Núñez por el Sevilla ballet, poesía con Tani Reyes, "Andalucía" con música de Whelan, "Seguidillas" con el Sevilla ballet y la guitarra de Alberto Sánchez Sampedro, "Libertango", de Piazzolla con Bárbara y Andrés, "Zapateado jerezano" (popular) con el Sevilla Ballet y la guitarra de Sánchez Sampedro, cuplés con karina Luján, poesía con Tani Reyes y Sevillanas de Feria a cargo del ballet Sevilla.

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991014/espectaculos5.html

domingo, 24 de octubre de 1999

"El Amateur": batir el propio récord

24 de Octubre de 1999

"El Amateur", de Mauricio Dayub. Supervisión autoral: Mauricio Kartún. Intérpretes: Mauricio Dayub y Vando Villamil. Música: Jaime Roos. Escenografía y vestuario: Graciela Galán. Iluminación: Alfredo Morelli, Graciela Galán. Dirección: Luis Romero. Teatro Municipal Coliseo Podestá.

"El Pájaro" (Dayub) tiene una idea fija: resistir 130 horas pedaleando, sin prisa y sin pausa. No hay nada que le interese más, ninguna otra meta. Eso es lo único que le da sentido a su vida. No se trata de un mero capricho ni de un berretín pasajero, sino de una verdadera necesidad existencial, de un impulso vital y primario que nada ni nadie podrán detener.

Dentro de su ingenuidad y simpleza, Pajarito sueña, y en sus sueños vuela como Icaro, acercándose -también él- peligrosamente al sol. Conoce el estado alterado de conciencia que sobreviene tras permanecer despierto más de dos días seguidos, ese estado en que uno cree estar flotando, levitando, despegado de los objetos y de las conductas habituales, relativizando la realidad aparente de las cosas. Por eso él sabe muy bien que la peor ignorancia es creer que lo que se ve es lo único que hay para ver.

Cuentan los maratonistas que, si uno logra sobreponerse al tremendo esfuerzo inicial que significa correr durante horas y kilómetros, llega un momento en que el atleta experimenta un genuino placer, un goce profundo, una suerte de "nirvana" en el que el corredor fluye sin dificultad y se deja llevar por sus propias piernas, que más bien parecen ajenas. La mente se aquieta por completo y uno recupera el armónico sentimiento de unidad.

Algo similar le debe ocurrir al andinista solitario que desafía las altas cumbres y -tras vencer obstáculos e inclemencias- llega finalmente a la cima. O al que cruza a nado un caudaloso río o un gélido mar. Porque más allá de los trofeos y de figurar en el Libro Guinness, el desafío es con uno mismo. Explorar los propios límites, probarse, superarse, animarse, jugarse a todo o nada por una ilusión, demostrarse que uno es capaz de lograr todo lo que se propone, atreverse.

Y el Pájaro se atreve. Claro que no está solo. Cuenta con un compañero de ruta, otro marginado como él quien, algo escéptico al principio, termina embarcándose con su amigo en esta loca aventura. "Lopecito" (Villamil), por un rato larga el Tetrabrick y el desaliento, para dejarse contagiar por el entusiasmo de ese Pajarito a quien la vida no logró cortarle del todo las alas.

Dos formidables trabajos actorales sostienen esta obra que destila valores tan positivos y perdurables como la amistad, la ternura, el compañerismo, la perseverancia, la ilusión, los sueños. No todo está perdido si uno se las ingenia para fijarse una meta y meterle para adelante, contra viento y marea; si uno no se deja abatir por los agoreros de turno; si uno mantiene viva la llamita de la esperanza, protegiéndola de los vendavales del desencanto.

Dayub y Villamil componen dos personajes muy nuestros, reconocibles, queribles, entrañables, memorables. La pieza, como buen melodrama, conjuga el humor con la emoción, logrando así divertir y conmover. La ingeniosa escenografía y la precisa puesta de luces, como así también la sofisticada maquinaria, construyen el marco adecuado para la acción dramática, que arranca a ras del suelo y culmina en las alturas. La dirección alterna los climas con equilibrio, y sorprende con más de un golpe de efecto.

"El Amateur": mucho más que una proeza ciclística.

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991024/espectaculos4.html

viernes, 22 de octubre de 1999

Agenda Teatro La Plata

22 de Octubre de 1999

VIERNES

Pertin' Entes.- Hoy a las 23 en el Viejo Almacén El Obrero, 13 y 71. El grupo La obtusa musa presenta la obra "Pertin'Entes" con Jimena Coria Kroussottsi y Lucas Lejos.

Esto es un tango.- Hoy a las 21.30 en la sala del teatro La Gotera, 13 y 71 se estrena la obra "Esto es un tango" (breves pasos de comedia, entre tangos y milongas). El elenco está integrado por Verónica Caballero, Alberto García, Silvana Pierres e Iván Rosembluth. Los músicos Tania Miletta e Ignacio Casagrande. Dirección general de Silvana Pierres.

Casting.- Hoy a las 20 en el Club Sporting, 11 entre 40 y 41. Selección de actores, cantantes y bailarines para integrar una comedia musical que se estrena en diciembre. La convocatoria la realiza Alejandro Hasan Causa. Asistir con ropa de gimnasia.

SÁBADO

El conventillo de la Paloma.- Mañana a las 21, en el colegio de Abogados, 13 entre 48 y 49. Ultima función de "El conventillo de la Paloma" de Alberto Vacarezza. Con dirección general de Roberto Conte. La entrada es libre y gratuita.

La noche de la basura.- Mañana a las 21 en el teatro La Lechuza, 58 y 10 se dará la obra "La noche de la basura" de Beto Gianolla con Zulma Anahory y Juan Carlos de Barry y dirección de Roberto Conte. La entrada es libre y gratuita.

Grupo Diame.- Mañana a las 21.30 en el patio central del Centro Cultural Islas Malvinas se presenta el grupo Diame, danzas primitivas, voces y percusión, con dirección de Teresa Aramburu. Libre y gratuito.

Matando horas.- Mañana a las 21.30 en el centro cultural Viejo Almacén El Obrero, 13 y 71. Con María Laura Belmonte y Bettina Giorno y dirección de Cynthia Pierce.

Gris de ausencia.- Mañana a las 22, en el club Banco Provincia, 10 Nº 784. Se presentan los espectáculos "Una foto" de Eduardo Rovner, interpretada por Mariela Longhi y Ernesto González y "Gris de ausencia" de Roberto Tito Cossa con las actuaciones de Malena Cadelli, Rosa Orchuela, María Forghieri, Ezequiel Glaz y César Palumbo. La entrada es libre y gratuita.

I Medici Concert.- Mañana a las 21.30 en el Café Bar Diagonal Sur, 23 entre 64 y 65. Se presenta el dúo cómico I Medici Concert con entrada libre y gratuita.

Infantiles

El precio una sonrisa.- Mañana a las 17.30 en la sala A del Pasaje Dardo Rocha se dará la obra "El precio una sonrisa" con dirección de Marcelo Miranda. Entrada libre y gratuita.

El traje irreal.- Mañana a las 17.30 en la sala B del Pasaje Dardo Rocha se dará la obra "El traje irreal", una adaptación del cuento de Andersen. La propuesta es del grupo Semillero integrado por Diego Biancotto, María Soledad Pez Aire y Diego Mendoza Peña. Entrada libre y gratuita.

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991022/espectaculos3.html

jueves, 21 de octubre de 1999

Se estrena una ópera con libreto del platense Daniel Helfgot

21 de Octubre de 1999

Conocido ampliamente en nuestra ciudad por su actividad en el Teatro Argentino, antes de su incendio, y luego por sus permanentes visitas al Teatro Colón donde se ha desempeñado como "régisseur" reiteradamente elogiado, Daniel Helfgot, platense de nacimiento, se prepara para estrenar una ópera con libreto propio. Noticias procedentes de California y llegadas a nuestra mesa de trabajo nos informan que la compañía de ópera San José, presentará el estreno mundial de "El cuento del Cascanueces" (The Tale of the Nutcracker) del laureado compositor Craig Bohmler con libreto del autor y régisseur argentino Daniel Helfgot.

"The Tale of the Nutcracker" está basada libremente en el cuento de E.T.A. Hoffman, "El Cascanueces y el Rey de los Ratones" y según Helfgot "Los elementos fantásticos del cuento me han ayudado a desarrollar los a spectos de parábola y de alegoría que definen el lenguaje del libreto".

La producción estará bajo la batuta de Barbara Day Turner, directora musical de la compañía y quien acaba de dirigir en Alemania "La Cenerentola", de Rossini con la Orquesta de Brandeburgo para el festival de Reinsberg (Berlín). El régisseur es el ruso Yefim Maizel de larga trayectoria en San Petersburgo, mientras que la escenografía está firmada por el francés Jean-Francoise Revon. El tejado Craig Bohmler es un notable compositor, pianista y director de orquesta cuyo musical "Enter the Guardsman" ganara recientemente el primer premio en el Concurso Internacional de Musicales de Dinamarca y que fuera estrenado recientemente en Londres. Su ópera "Achilles Heel" (El tendón de Aquiles) fue galardonada con el premio de la Asociación Nacional de Opera de los Estados Unidos.

Daniel Helfgot, por su parte, es el autor de numerosos guiones para danza, cabaret, espectáculos de multimedia y otras formas teatrales. Su fructífera trayectoria como regisseur abarca un repertorio de más de 150 producciones desde sus comienzos en el Teatro Argentino de La Plata y varias puestas en el Teatro Colón, además de trabajos para teatros de Alemania, Austria, Canadá, México y fundamentalmente, su país de adopción, los Estados Unidos. Es además el autor del libro "La tercera linea: el cantante de ópera como intérprete" (The Third Line: the opera performer as interpreter) publicado en los Estados Unidos y su tarea pedagógica se extiende desde las principales instituciones norteamericanas hasta el prestigiosa Musikhochschule de Viena, Austria.

Su último trabajo en el Colón fue "El rapto en el serrallo", de Mozart, durante la temporada 1998, realización que fue cálidamente elogiada en las páginas de este diario en ocasión de su "premiere".

Eduardo Giorello

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991021/espectaculos6.html

viernes, 15 de octubre de 1999

Las metas del corazón

15 de Octubre de 1999

"El amateur", la obra que protagonizan Mauricio Dayud y Vando Villamil se presentará mañana a las 21 y el domingo a las 20 en el Coliseo Podestá.

Para quien se propone batir un récord, lo que cuenta es el deseo y el camino. Avanzamos sintiéndonos pavo real por las noches y pajarito por las mañanas. Ensayamos ingenuamente pensando que recorríamos los trazos de un mapa dibujado por uno de nosotros. pronto nos dimos cuenta de que las líneas de ese mapa convergían en el corazón de cada uno. Desenterramos el tesoro. Contiene partes nobles y de las otras.Lo queremos en su totalidad. Somos nosotros. El Pájaro y Lopecito son la red verdadera, son una parte nuestra que está en ustedes esperando ver. Arrimate flaco...no quema.

Esta introducción resume el espíritu de El amateur, la obra de mauricio Dayud que él mismo protagoniza junto a Vando Villamil y que extrañamente fue suceso teatral y cinematográfico a la vez.

Con esta obra Dayud concretó un proyecto personal, dado que es la primera vez que escribió, y junto a su compañero, Vando Villamil vivió la misma situación que sus personajes dado que su propio récord consistía en estrenar la obra.

Lo hicieron en 1997 en Buenos Aires, donde El amateur hizo su temporada a lo largo de un año, en 1999 llegó a Mar del Plata -y a la pantalla grande dirigida por Juan Bautista Stagnaro-. Fue vista por 45 mil espectadores y participó del Festival Internacional de Washington D.C.

DOS HOMBRES Y UN SUEÑO

"El amateur" narra la historia de Pájaro y Lopecito que quieren lograr algo imposible y para eso siguen los dictados de su corazón.

"Es un espectáculo para todo público, eminentemente popular, en el que la gente se engancha y se lleva del teatro la idea de intentar cumplir sus metas y sus más íntimos ideales", explicó Dayud.

"Mi personaje, Pájaro, es un tipo que quiere batir un récord muy difícil, casi imposible, en tanto que Vando interpreta a 'Lopecito', mi manager en la ficción, quien tiene otro récord para alcanzar. Durante un año tratamos de vivir la misma situación de los personajes y nos pasó que sentíamos que nos parecíamos mucho a ellos, porque nuestro propio récord era estrenar la obra, que le gustara al público y poder transmitir lo que sentimos".

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991015/espectaculos0.html

La niña y el angel

15 de Octubre de 1999

Valeria Britos y Emiliano Kaczka estrenan este domingo en nuestra ciudad el infantil que también pueden disfrutar los "grandes"

El es un ángel. Y ella una niña con una desbordante imaginación que no puede escapar a lo inevitable: crecer. Ese es el eje del conflicto de la obra de teatro que el domingo estrenan Valeria Britos y Emiliano Kaczka en nuestra ciudad después de tres meses de rigurosos ensayos, y a la que ambos definen como "familiar" ya que si bien está destinada al público infantil pueden "disfrutarla por igual los grandes porque habla del vacío que todos tenemos adentro cuando vamos creciendo".

"Mi amigo el ángel" cuenta la historia de una niña de 5 años -protagonizada por Valeria Britos- que tiene un amigo imaginario: un ángel -que no es otro que Emiliano Kaczka- con el que habla y mantiene una relación de amistad. Pero el conflicto aparece cuando la pequeña llega a la adolescencia y se sumerge en un mundo donde aparecen novios, ambiciones, el mundo de los negocios, y así su "amigo imaginario" va quedando de lado.

"La obra es para chicos pero como trata de ese vació que tenemos todos los padres también la van a disfrutar, ya que tiene mucho contenido", explicó Emiliano.

"Lo que plantea la obra es qué va a hacer María, la protagonista, para impedir olvidarse de las cosas simples, que la hacía feliz, las cosas esenciales que va perdiendo a medida que va creciendo", contó Valeria entusiasmada.

Con producción del propio Emiliano la obra cuenta con coreografías, cinco canciones originales de Mariano Nuñez West, escenografía de Marcelo Valiente, libro de Daniel Di Conza (el autor de los recordados éxitos de la tele "Son de 10" y "La nena") y voces en off de Guido Kaczka -hermano de Emiliano- y Natalia Lapelaza.

La idea de estrenar la obra en nuestra ciudad fue de Emiliano quien decidió el escenario platense ya que "hace unos años cuando hice temporada con Clave de Sol realmente nos fue bárbaro y por eso me decidí empezarla acá. Luego vamos a ir a otras ciudades del interior", sostuvo Emiliano.

Tanto Valeria como Emiliano son actores que surgieron en la televisión y vienen trabajando desde chicos. Valeria surgió en el Show de Disney, y luego protagonizó "La nena" junto a Rodolfo Rani, "de la Nuca" y "Como vos y yo". Emiliano fue uno de los entrañables niños de "Pelito" y luego formó parte de los elencos de "Clave de sol", "Regalo del cielo" "La hermana mayor", "Alta comedia", "Mia solo mia" y "Ricos y famosos", entre otros trabajos.

Ahora alejados de ese medio disfrutan de la posibilidad de hacer teatro porque según dice Valeria es un medio que "te permite meterte más con un personaje, disfrutarlo más, conocer distintos lugares a partir de las giras y tener un contacto más fluido con el público. Tengo las mejores expectativas con este estreno porque la obra es muy linda, cantamos bailamos los dos, es un espectáculo muy completo".

En tanto Emiliano que terminó "Ricos y famosos" aseguró que ahora tiene todas las pilas puestas en el teatro. "Estuve 14 años en un estudio de televisión y creo que hacer las dos cosas es prácticamente imposible, porque para el teatro ensayamos mucho y realmente no te queda tiempo. Además tenía muchas ganas de hacer teatro".

Para el estreno, se producirá este domingo a las 18 en el Teatro La Nonna, 3 y 47, "estamos super ansiosos, sobre todo después de tanto esfuerzo".

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991015/espectaculos1.html

Agenda Teatro La Plata

15 de Octubre de 1999

VIERNES

Territorio Vacío.- Hoy a las 21, mañana a las 21.30, y el domingo a las 20.30. En la sal A del Pasaje Dardo Rocha. Entrada libre y gratuita.

Nadie sabe.- Hoy a las 22 en La Fabriquera, 2 entre 41 y 42. Espectáculo de improvisación de danza, plástica, teatro y música.

Raspando la cruz.- Hoy a las 21 y mañana a las 22 en La Escuela de Teatro. Entrada libre y gratuita.

Naufragio.- Hoy a las 21. En la Comedia de la Provincia, 12 entre 62 y 63. Ultima función.

El conventillo de la Paloma.- Hoy a las 21. En el Colegio de Abogados, 13 entre 48 y 49. Entrada libre y gratuita.

SABADO

Treblinka.- Mañana a las 21.30 y el domingo a las 21. En la sala de 7 y 43. Escrita y dirigida por Horacio Rafart.

Menos Pausas.- Mañana a las 22. En la Sala 420, calle 6 Nº 420. Con dirección de Rubén Monreal.

Arroba Alma Chicha.- Mañana a las 19. En la Sala A del Pasaje Dardo Rocha. Entrada libre y gratuita.

Historia de dos extraños vestidos de blanco en la vereda de un hotel de verano.- Mañana y el domingo a las 21.30 en la sala B del pasaje Dardo Rocha. Entrada libre y gratuita.

La noche de la basura.- Mañana a las 21. En la Lechuza, 58 y 10. Entrada libre y gratuita.
Cuesta Abajo.- Mañana a las 22.30. En la Lechuza, 58 y 10. Entrada libre y gratuita.

Una velada con Tennessee Williams.- Mañana a las 20. En la Agremiación Médica Platense, 6 entre 55 y 56. Entrada libre y gratuita.

Solo.- Mañana a las 21.30. En el Club Universitario, 46 Nº 372. Obra de Esteban Mellino interpretada por Leandro Pelassini.

Los Dos Hidalgos de Verona.- Mañana a las 20 y el domingo a las 20.30. En ATE, calle 8 entre 55 y 56. Entrada libre y a la gorra.

Convivencia y Gris de Ausencia.- Mañana a las 22. En el Club Banco Provincia, 10 entre 47 y 48. Entrada libre y gratuita.

Saverio el cruel.- Mañana a las 21 y el domingo a las 20. En la Comedia de la Provincia, 12 entre 62 y 63.

Matando horas.- Mañana a las 21.30 y el domingo a las 20.30. En el viejo Almacén El Obrero, 13 y 71.

La comedia de las equivocaciones.- Mañana a las 21.30. En el Teatro La Nonna, 3 y 47.

Infantiles

Castaña.- Mañana y el domingo a las 17. En la Comedia de la Provincia, 12 entre 62 y 63.

El baúl de los títeres.- Mañana y el domingo a las 17.30. En la sala B del Pasaje Dardo Rocha. Entrada libre y gratuita.

República de los Niños.- Mañana a las 15 en la República de los Niños, taller de modelado participativo en el Museo de Muñecos. A las 15.30 show de títeres "La Perdiz" en el Palacio de Justicia.

DOMINGO

Los cinco sentidos capitales.- El domingo a las 20. En La Lechuza, 58 y 10. Entrada libre y gratuita.

Cuna Gastada.- El domingo a las 22. En el Viejo Almacén El Obrero, calle 13 y 71.

Infantiles

Mi amigo el Angel.- El domingo a las 18. En el Teatro La Nonna, 3 y 47. Con Valeria Britos y Emiliano Kaczka.

El precio una sonrisa.- El domingo a las 17.30 en la sala B del pasaje Dardo Rocha. Entrada libre y gratuita.

República de los Niños.- A las 13, actuación de la banda de la República en el Centro Cívico. A las 14.30 títeres La Perdiz. Y a las 15 taller de modelado en el Museo de Muñecos

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991015/espectaculos7.html

Los Poyo siguen sanateando

15 de Octubre de 1999

Mucho antes de que los Auténticos Decadentes proclamaran que cualquiera pude cantar, un grupo de músicos platenses hacía de ese lema su bandera.

Son Los Poyo, que mañana a las 23 se presentarán en Foro 53, en la calle 53 entre 4 y 5. La banda más premiada de nuestra ciudad, vuelve a los pagos muy afiatada, en medio de una serie de recitales que abarcan los cien barrios porteños.

"La respuesta en capital, tanto del público como de la prensa especializada es muy alentadora y es lógico suponer que el 2000 será un año Poyo", comentaron en tono de solfa refiriéndose a sus últimas presentaciones en Buenos Aires.

Y mañana vuelven a La Plata, como gustan decir, con " certero magnetismo de la clásica guitarra sesentista, que se apoya en una sólida batería cada vez más gorda y arrolladora. El pibe Miguelito del bajo, dejó de ser el tímido adolescente para transformarse en el hormigón armado de la banda. Las letras más melancólicas y futuristas, han fermentado en la acidez de estos tiempos".

"Toda esta química entonces logra un resultado tempestuoso, irreal, contundente, agradable para el oído inquieto, y sedante para el espíritu saturado de tanto verso con diminutivos". Amén.

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991015/espectaculos3.html

jueves, 14 de octubre de 1999

Gines Suplicantes en el Coliseo

14 de Octubre de 1999

Recién llegados del Festival Internacional de Teatro de La Habana el grupo Marcancuyaj presentará hoy a las 20.30 en el Teatro Coliseo Podestá, la obra "Gines Suplicantes" con entrada libre y gratuita.

Con dirección de Elena González el elenco está integrado por Luis Segade, Graciela Martínez Christian, Lorena Irle, Margarita Becerra, y Benito Gonzales Cuña en canto lírico, la asistencia escenográfica de Rocío González, y el diseño de vestuario de Luis Segade.

Con respecto a la experiencia que el grupo tuvo en el festival de La Habana explicaron que "fuimos uno de los pocos grupos extranjeros que pudimos compartir una cena con la cúpula del festival. Cuando llegamos al nuevo aeropuerto internacional "José Martí" nos esperaban los organizadores del evento que nos llevaron directamente al teatro Bertol en Vedado, que fue especialmente abierto para nuestra puesta. Realizamos tres funciones con un éxito seguro ya que nuestra obra tiene una estética diferente a todas las que participaron".

"También tuvimos el honor de ser invitados por un grupo de Guantanamo que están en sus primeros pasos en la búsqueda del teatro antropológico, a ver una función privada ya que les interesaba la opinión de la directora y de nuestro grupo acerca de los trabajos y puesta en escena de su ceremonial del baile de los muertos del mito yoruba", aseguraron.

Por último indicaron que "para alegría nuestra y de los cubanos se formó un lazo de intercambio que continuará en los próximos dos años. Nuestro grupo junto con "Rosa de dos aromas" del teatro de Chivilcoy, "A los muchachos" de taller de la UNLP, "Sabores del alma" de Patricia Hart, y "Conciertos de cuentos" del teatro Ditirambo, fuimos seleccionados para representar a nuestro país en este festival internacional".

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991014/espectaculos4.html

Noche de intensas emociones

14 de Octubre de 1999

Por EDUARDO GIORELLO

Gala inaugural del Nuevo Teatro Argentino. "Tango en gris". Música: Atilio Stampone. Coreografía: Oscar Araiz. Fragmentos de las óperas "Romeo y Julieta" (Gounod), "Linda di Chamounix" (Donizetti), "Aida" (Verdi) y obertura de "Amelia al ballo" (Menotti). Director de orquesta: Mario Perusso, Roberto Ruiz y Esteban Gantzer. Director del coro: Luis Clemente. Orquesta, Ballet y Coro Estables. Repetición: hoy, a las 19.30.

Aquello que por mucho tiempo pareció un sueño se transformó en realidad. Los tres elencos estables del Teatro Argentino y las Secciones Técnicas vuelven a tener su "hábitat". Y más allá de los oropeles de una inauguración muy concurrida y añorada por los que no pudieron estar, la tarea del crítico se impone como una responsabilidad profesional que no hay que obviar, sobre todo cuando esta trata de ser orientadora y ayuda de alguna manera a lograr que el artista dé lo mejor de sí en su noble tarea.

La totalidad del Ballet Estable del Primera Coliseo Platense quizo estar presente en la "gala" de apertura. Fue lo más justo. Las grandes empresas se hacen entre todos. "Tango en gris", de Atilio Stampone con él mismo en el piano y la Orquesta Estable conducida con hábil manejo por Roberto Ruiz -hubo excelentes solos de violín tocados por Fernando Favero-, reunió entonces a la compañía guiada por Raquel Rossetti con total probidad en esta visión peculiar del folklore urbano trazada por Oscar Araiz con una perspectiva simbólica y estilizada, donde tango propiamente dicho y danza contemporánea se funden proponiendo una nueva dimensión estética para ambas. Sutil y refinado se vio el trabajo de los bailarines quienes ocuparon el sector de boca del escenario, mientras que la Estable tocó en el fondo. Ahí se pudo comprobar el primer problema acústico: desde las primeras filas de platea, donde nos ubicamos, el sonido aparece apagado, sin brillo, como con sordina. Algo que los técnicos acústicos deberán revisar.

Se oyó en cambio la segunda parte, cuando la masa orquestal fue puesta en la boca escénica. La potencia resultó mayor, hubo una más interesante apreciación de las distintas secciones -que en su totalidad tocaron muy bien durante todo el programa- y naturalmente la voz de la soprano Paula Almerares corrió mucho más y con su brillo natural. Habrá que investigar otros sectores de la sala para saber cuáles son los débiles. Como se podrá entender, recién ahora se pudo realizar una evaluación de la acústica de la sala, cuando casi dos mil personas ocupaban las distintas secciones del teatro. "Je veux vivre", de Gounod ("Romeo y Julieta" y "Ah, tardai troppo...", de Donizetti ("Linda de Chamounix") produjeron los dos momentos más importantes de la velada. La plenitud vocal de Almerares sumadas a una presencia bella y refinada la transformaron en lo más significativo de este recital achicado por la enfermedad del tenor argentino radicado en Europa, Daniel Muñoz, quien debía cantar un fragmento de "Andrea Chenier" y un dúo de "Fausto". En ocasión de la reposición de la ópera de Giordano en el Colón, Muñoz ya había tenido problemas. Entonces, ¿por qué insistir con él? Ni siquiera su nombre es demasiado conocido como para dar lustre a una función de las características de la que comentamos. Hay un nuevo teatro, pero las enfermedades de los tenores continúan. Potencia y magníficas coloraturas, buen gusto y refinamiento vocal, estilo y musicalidad marcaron la actuación, en cambio, de nuestra Paula Almerares.

Simpática resultó la inclusión de la vivaz obertura de "Amelia al ballo" como homenaje a Gian Carlo Menotti, compositor italo-norteamericano presente en la sala y del que el Argentino ha estrenado una de sus óperas fundamentales como "La Santa de la calle Bleecker" junto a las reposiciones de otras de sus producciones.

El segundo acto de "Aida" reunió a un sólo discreto sexteto de cantantes solistas. Aceptable Patricia Gutiérrez en el personaje titular, Malvino en "Amneris" comenzó muy bien, pero tuvo problemas para llegar al registro agudo. Lo poco que le quedó para cantar a Muñoz lo hizo bien, ¿por qué no haber intentado con lo otro, entonces?. Fiorenza, Meneghetti y Yost hicieron lo suyo sin sobresaltos. Estupendos los coros y la orquesta, genuinos créditos de la nueva casa. Perusso conoce muy bien el repertorio y dirigió con su acostumbrada pericia. La figura más ovacionada de la noche -intensa en emociones- fue la del Dr. José Melía cuando apareció junto a las autoridades provinciales, municipales y nacionales. Es que el resultó el artífice de muchos años de lucha por una permanencia digna. Aplicó eleadas y supo mantener un delicado equilibrio entre los cuerpos artísticos y técnicos. Tanta pasión proveniente de ellos fueron encaminados por el camino correcto. No parece poco. El Ave Fénix volvió a volar. Que nada ni nadie detenga su vuelo.

Fuente: http://www.eldia.com.ar/ediciones/19991014/espectaculos0.html

La Plata de la lírica

Teatro Argentino

La emoción fue la protagonista durante la función inaugural de la tradicional sala, que volvió a la vida artística tras una ausencia de 22 años.

Jueves 14 de octubre de 1999 | Publicado en edición impresa LA NACION

La soprano platense Paula Almerares, una de las estrellas del esperado debut de la nueva sala del Teatro Argentino Foto: Mauro Mora

Después de 22 años de vida nómada, el Teatro Argentino de La Plata volvió, por fin, a casa. En la misma manzana de siempre, ubicada en el eje central de la capital de la provincia de Buenos Aires, pero con un paisaje distinto, la música y la danza volvieron a florecer anteanoche, en la función inauguración de su nueva sala. Es que el viejo y señorial edificio, que se incendió el 18 de octubre de 1977, fue demolido en medio de fuertes controversias (muchos sostienen que la estructura era recuperable) y en su lugar, se inició la construcción de la actual mole de cemento, que demoró en ser finalizada más de dos décadas.

Lo cierto es que, más allá de las controversias que generó su construcción, anteanoche, músicos, cantantes, bailarines y los demás trabajadores del Teatro Argentino compartieron la emoción del regreso con más de 1500 personas que asistieron a la función inaugural.

Belleza y elegancia

Entrar en la sala, con capacidad para 2200 personas sentadas, emocionó a todos. Con un volumen algo menor que el recinto del Colón de Buenos Aires, pero mayor que el de la Scala de Milan, impresiona primero por su sobriedad, la ausencia de pretensión al lujo, y la calidez que otorgan la madera y la coloración rojiza suave de las paredes.

El diseño de refinada elegancia y la amplitud de la platea, subdividida por dos pasillos al estilo del Metropolitan de Nueva York, tiene también reminiscencias de este teatro en la disposición de los palcos laterales, como en los tres sectores centrales de "superpulman" en bandejas. Al mismo tiempo sorprende la belleza y elegancia de la boca de escena, el tamaño que se descubre -aun estando cubierto- del foso para orquesta. Crea una sensación de profunda admiración el tomar conocimiento de la perfecta visión que se ha logrado desde cualquier localidad, por más lateral que ella sea, quedando únicamente la duda sobre la bondad que pudiera tener la fila de palcos bajos centrales, que parecen quedar ahogados por la altura de la platea.

La mayor preocupación

Por fin, el punto de mayor preocupación y el más trascendente: la condición acústica lograda, factor de enormes sufrimientos en muchas partes del mundo cada vez que hubo una inauguración de una sala lírica o para conciertos.

Desde la ubicación de La Nación se escuchó un equilibrado balance entre la gama de frecuencias graves, medias y agudas de la orquesta y buena definición en el volumen y timbre de los solistas que cantaron en la velada.

También se escuchó un eco lejano proveniente del vacío existente en el escenario y sus adyacencias, así como una masa coral sin la esperada presencia sonora, por su muy lejana ubicación respecto de la orquesta.

Pero, por fortuna, todos esos detalles son susceptibles de ser corregidos. Lo cierto es que por la buena respuesta general, la claridad de timbres, la impecable definición en el color de cada instrumento, la ausencia del temible sonido seco, el indicio de que en las localidades altas recibieron un sonido aún más depurado y directo, la percepción de que los ruidos del público, tanto al ubicarse como al hablar, resultaron casi imperceptibles, constituyen la evidencia del éxito incuestionable de dos especialistas autorizados. Son el recordado Federico Malvares, autor inicial del diseño acústico, y Rafael Sánchez Quintana, responsable de la ejecución práctica, supervisión de materiales y adecuación según el avance de la obra.

El Himno Nacional, una coreografía de Oscar Araiz y luego un recital lírico, con la dirección de Mario Perusso, conformaron el programa de la "vuelta a casa", que se repetirá hoy, a las 19.30, en una función gratuita para todos los melómanos bonaerenses.

Fuente: http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=157228

Danza y ópera para un día histórico

Jueves 14 de octubre de 1999 | Publicado en edición impresa LA NACION

Danza y ópera en forma de concierto. Himno Nacional Argentino; "Tango en gris", de Atilio Stampone-Oscar Araiz. Ballet Estable, dirigido por Raquel Rossetti y Roberto Ruiz; concierto lírico con Paula Almerares, Alejandra Malvino, Patricia Gutiérrez, Daniel Muñoz, Jorge Fiorenza, Nino Meneghetti y Ricardo Yost. Programa: arias de Gounod y obertura de "Amelia al ballo", de Menotti, y segundo acto de "Aída", de Verdi. Coro Estable preparado por Luis Clemente. Coro de Niños preparado por Oscar Escalada. Dirección musical: Mario Perusso. Función inaugural del Teatro Argentino de La Plata.
Nuestra opinión: muy buena.

Estuvo plenamente justificado que la función inaugural del Argentino tuviera como protagonistas principales a los cuerpos estables de la institución que durante más de veinte años debieron trabajar en forma precaria, a la espera de contar nuevamente con su sede central, y que el director del teatro, José Melía, recibiera un gran aplauso cuando fue presentado en el escenario. Después de la emotiva versión del Himno Nacional Argentino, se pudo apreciar el ballet "Tango gris", a cargo de un disciplinado cuerpo de baile, que dibujó en el espacio las formas sugerentes de una creación de Araiz cargada de la esencia e idiosincrasia del tango, con su imagen y clásicos modos porteños.

Mientras por un lado el propio autor de la música, Atilio Stampone, desde el piano, y un conjunto orquestal conducido con buen estilo por Roberto Ruiz ofrecían la música, sensuales bailarinas y bailarines con gesto arrabalero pero refinado matiz desgranaron con perfección rítmica las variables coreográficas del creador, que alcanzó el momento de mayor relevancia en las dos últimas escenas, con un final brillante que motivó una larga ovación. También se lucieron el bandoneonista Carlos Buono, el violín de Fernando Favero, cuyo solo fue de muy alta calidad, y el guitarrista Miguel Irazu, todos ellos y el conjunto con sonido amplificado, como parece ocurrir siempre cuando se penetra en el mundo de la música popular, por más estilizada que ella esté, como en este caso.

Luego del intervalo, que se prolongó más de lo previsto por la natural necesidad de comentar y conocer opiniones sobre el acontecimiento, se desarrolló la parte lírica, que tuvo la baja de Daniel Muñoz, quien por razones de enfermedad no pudo cantar las partes de tenor anunciadas en el programa, salvo en la breve intervención en "Aída". Entonces sólo se escuchó el vals "Je veux vivre...", de Gounod, a cargo de la soprano Paula Almerares, alcanzando buen nivel y solvencia en la zona aguda de su registro, y la gran aria de "Linda de Chamonix", de Donizetti, donde reiteró su aplomo profesional.

Gian Carlo Menotti y Verdi

Entre las dos arias de la soprano, Mario Perusso intercaló en una correcta interpretación la obertura de la ópera "Amalia al ballo", del célebre compositor italiano Gian Carlo Menotti, presente en la sala, saludado con un sostenido y cálido aplauso cuando fue señalado en su localidad de la platea.

Luego llegó el turno de Verdi, con su inspirada vena lírica y la grandeza de "Aída", en la escena triunfal, donde se lucieron de manera excluyente el coro preparado con la calidad de siempre por Luis Clemente; el barítono Jorge Fiorenza, de voz caudalosa, temperamental expresión y justeza musical, todo ello para causar una grata sorpresa que compromete a un trabajo más frecuente; las seis trompetas que anuncian a Radamés victorioso; Alejandra Malvino, de voz poderosa, y la soprano Patricia Gutiérrez, que confirmó ser una cantante de excelentes medios.

Con relación al tenor Daniel Muñoz no sería justo hacer un juicio negativo por su condición vocal, en razón de que quedó muy en evidencia que su actuación significó para él un verdadero esfuerzo.

Asimismo, ver sobre las tablas del nuevo Teatro Argentino a dos grandes nombres de la escena lírica nacional, como Nino Meneghetti y Ricardo Yost, fue la justicia al reconocimiento de quienes tanto de bueno dieron en La Plata para escribir aquella rica historia del viejo teatro.

En líneas generales la orquesta cumplió su cometido con buen nivel de ejecución, pese a que en varios pasajes de conjunto hubiera sido necesario mayor tiempo de ajuste, aunque el ascendiente que Perusso y su aplomo salvaron esos momentos.

Final para el recuerdo

Como en los mejores actos festivos, todos los integrantes de los cuerpos artísticos, incluyendo a los niños coreutas y jóvenes del cuerpo de baile que habían actuado en la primera parte, se apretujaron sobre la superficie de la escena, se abrazaron entre sí, aplaudieron con fervor y crearon una atmósfera de júbilo indescriptible.

Cuando todos ellos agradecían el aplauso, hubo una actitud y un gesto de Mario Perusso señalando con sus brazos en alto la sala, elocuente por su mensaje y suficiente para agregar una cuota mayor de emotividad al cierre de un episodio inolvidable de la historia cultural de nuestro país.

Fuente: http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=157229

Dos caminos distintos

Teatro Argentino de La Plata

El Argentino, frente a la experiencia de Barcelona.

Jueves 14 de octubre de 1999 | Publicado en edición impresa LA NACION

Dos teatros de ópera incendiados acaban de renacer de sus cenizas: el Liceo, de Barcelona, y el Argentino, de La Plata.

Tragedia y renacimiento los hermanan, pero los diferentes caminos recorridos pueden servir para observar cuál es la distancia, económica y cultural, que separa a España de la Argentina.

Mientras que el Teatro Argentino se incendió el 18 de octubre de 1977, el Liceo, de Barcelona, se consumió en las llamas el 31 de enero de 1994. Los platenses tuvieron que esperar 22 años para volver a tener un teatro lírico y gracias a los siempre escasos fondos del Estado. Los catalanes demoraron sólo seis, debido al esfuerzo conjunto del gobierno y de empresas privadas.

Los españoles no dudaron un instante: el edificio del Liceo tenía que ser reconstruido con su formato original, porque ya formaba parte del paisaje urbano de la ciudad. Y, naturalmente, con el agregado de todos los avances tecnológicos disponibles.

Sin memoria

En la Argentina, los afanes monumentalistas y el nulo respeto hacia la memoria histórica, que caracterizó a la dictadura, hicieron que la sala original fuera demolida, a pesar de que gran parte de su estructura se había mantenido intacta. En cambio, decidieron dar paso a una obra que, por sus dimensiones faraónicas, se transformó en uno de los tantos monumentos inconclusos del país durante dos décadas. Y por eso, se sabe que reconstruir el Liceo costó 95 millones de dólares, mientras que la cifra total invertida en el Argentino será siempre un misterio.

A la inauguración de la nueva sala barcelonesa asistieron todos los representantes del gobierno español, tanto los locales como el presidente, José María Aznar (de otro signo político), y por supuesto, los reyes.

Fue durante el gobierno de Eduardo Duhalde en la provincia de Buenos Aires que se dio un impulso real para la finalización de la obra. Pero el apuro por cortar cintas antes de las elecciones nacionales hizo que el teatro se inaugure con un concierto sinfónico coral, porque las maquinarias para montar una ópera todavía no están listas.

El Liceo tiene su programación hasta el 2000 concertada y una completísima página en Internet. En La Plata, Duhalde prometió que antes de terminar su gestión firmará un decreto de reglamentación de la ley artística provincial que dará estabilidad laboral a los empleados de la institución y que bregará "para que el Teatro Argentino cuente con presupuesto propio, como sucede en las principales salas líricas del mundo".

Está claro: así como la Argentina no es España, La Plata no es Barcelona, y esto lo saben bien los que conforman el alma del Teatro Argentino: sus trabajadores. Orquesta, coro y talleres, a ellos les corresponden todos los honores y, también , les espera el desafío de poder poblar de magia musical a su flamante y estupenda casa.

Por su parte, el futuro gobernador de la provincia de Buenos Aires debería utilizar al Liceo de Barcelona como una referencia para seguir sus firmes pasos, como un ejemplo.

Martín Liut
Fuente: http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=157230