sábado, 31 de enero de 2009

Silvia Gomez: Notas de familia


Fuente: http://pdf.diariohoy.net/2009/01/31/pdf/cuerpo.pdf

Los que se quedaron en enero sufrieron la falta de actividades culturales en la ciudad

POCO Y NADA

31-01-2009 / Hay lugares libres para estacionar en el centro y… en fin, hay quien cree que la ciudad es un paraíso y quien la ve como una ciudad fantasma, abandonada no por el fracaso de la actividad económica sino por las merecidas vacaciones. Maidana (foto) y Colli reconocieron que la movida empieza en febrero.

En enero no queda nadie en La Plata. Y los pocos que se quedan se quedan guardados, escondidos, sólo por no salir solos, a aburrirse. Hay lugares libres para estacionar en el centro y… en fin, hay quien cree que la ciudad es un paraíso y quien la ve como una ciudad fantasma, abandonada no por el fracaso de la actividad económica que la sostenía ni por desastres naturales, sino, todo lo contrario, por las merecidas vacaciones y el éxodo hacia la playa o la montaña. Hay receso en el gobierno y los Tribunales están cerrados. No hay fútbol. Así es La Plata en enero según el imaginario popular: un lugar vacío. Tampoco hay teatro: sólo Los Muñocos, para niños, en Plaza Moreno. Apenas dos visitas musicales, Juan Falú y el Beto Caletti Trío. Y alguna que otra propuesta local en el bar Pura Vida o en Mulata. Mientras que febrero arranca a full, con actividades entre semana, viernes, sábados y domingos, "enero es un mes que no se programa", reconocieron los programadores locales de los entes estatales a Diagonales.

-Esa es la verdad, enero es un mes que no se programa-, explicó Iván Maidana, secretario de Cultura municipal.

-¿El año pasado fue igual?

-Arrancamos un poco antes. Tal vez haya tenido que ver que era nuestro primer verano y recién empezábamos la gestión.

-¿Qué hicieron?

-Empezamos en la segunda quincena de enero con el ciclo de cine en las plazas, que este año arranca en unos días.

-Con qué tiene que ver la falta de programación de los veranos.

-Por un lado con que se iban todos. Es algo histórico en la ciudad. Y por otro lado, teníamos la necesidad de acomodar las salas, los espacios. Utilizamos nuestra temporada baja para resolver cuestiones estructurales. Problemas edilicios que si bien no eran graves teníamos que solucionar. Durante la segunda quincena de enero trabajamos en la organización de los espectáculos que se presentarán en febrero.

-Ya febrero arranca con todo.

-Si. El lunes abre el Espacio Inca con la presencia de Leonardo Fabio y la presentación de Aniceto. Además, mañana (por hoy) empieza el ciclo "Verano para ver y escuchar", con el que llevamos cine y música a los museos.

Maidana se tomó unos días de vacaciones en enero, pero hasta el 10 estuvo en la ciudad, por lo que pudo observar que se quedó algo más de gente que lo habitual.

-Antes la clase media vacacionaba una quincena o todo un mes, pero ahora las vacaciones son de tres o cuatro días. Tal vez la ciudad fantasma de enero sea sólo un mito.

-Es cierto. Es probable que tengamos que programar algo en enero. Tomar, de alguna manera, los espacios públicos.

El otro organismo del estado que tiene una gran presencia en la ciudad es el Instituto Cultural de la Provincia. Siro Colli, director artístico de la Comedia de la Provincia de Buenos Aires.

-En nuestro caso, fue una decisión propia unificar las vacaciones en enero-, aclaró.

-¿Porqué?

-Es la tradición. Históricamente, la ciudad queda vacía en enero, aunque este año hubo mucha gente que se quedó.

-La actividad durante primera quincena parecía normal.

-Antes no había nadie en ningún lado. Suspender las actividades parece algo natural, pero será así hasta que la realidad lo modifique.

-Tampoco hubo oferta de los grupos independientes.

-Es que, los que en otros años intentaron hacer algo no tuvieron suerte. Entonces, los teatristas aprovechan enero para pintar las salas o hacer algunos arreglos.

-Y qué es lo primero que se viene.

-Arrancamos con un festival de teatro infantil y uno de títeres, el 10 de febrero.


Fuente: http://www.elargentino.com/Content.aspx?Id=26640

jueves, 29 de enero de 2009

Guasones en vivo con Fantino


Guasones en el programa de A. Fantino, presentando temas de Toro Rojo. La banda se formó en 1992 en la ciudad de La Plata. (AMERICA TV)

Fuente: http://www.youtube.com/watch?v=W6kXmRBP3oI&feature=fvwrel

Teatro Andariego

Festivales, giras, muestras y seminarios en otros países forman parte de la agenda de muchos de los grupos de teatro independiente de La Plata. Se contactan con sus pares, se autofinancian y viajan para compartir sus obras con otros públicos

Por Cecilia Famá

Son grupos pequeños: una decena de actores, un director que a la vez actúa, un actor que compone la música, un escenógrafo. No mucho más. Pero son muchos. Los grupos teatrales de nuestra ciudad son más de cincuenta. Colmenas en constante producción que riegan sus mieles en las salas, centros culturales y cuanto escenario se les ofrezca. No sólo lo hacen dentro de estas diagonales, sino que también salen de gira por el interior, y algunos hasta traspasan las fronteras del país. El telón se abre, y allí están ellos, representando a La Plata en Colombia, Perú, Paraguay, Brasil; y cosechando aplausos.

Uno de estos elencos es el Grupo de Teatro Topográfico, una compañía de teatro independiente, que desde 2003, viene realizando periódicamente obras, tanto para adultos como para niños, en las que se propone experimentar con nuevos códigos, y en donde el trabajo en equipo se vuelve vital para la creación de los espectáculos. “Las ideas se construyen de un modo interdisciplinario, nutriéndose con aportes de la plástica, la música y el cine, y haciendo que se pueda ampliar la mirada estética de los productos“, dicen sus integrantes.

Una de las características del grupo es la de ser itinerante: “Las producciones siempre son presentadas en la ciudad, pero el objetivo principal es mostrarla después en otros lugares”, explica su directora, Mariela Anastasio, quien ahora amplió el horizonte y se irá en febrero a trabajar a Maracaibo, invitada por el grupo de teatro venezolano “Ciudadpuertoteatro”. Allí, el grupo de Teatro Topográfico estrenará junto a su par venezolano, la obra: “Nómbrala: tal vez aparezca”, en el Teatro Baralt de Maracaibo. La pieza es un trabajo realizado sobre textos de Italo Calvino, escrito y dirigido por Anastasio, con música del compositor del grupo, Emilio González Tapia.

No es la primera vez que salen del país: con “Paraguas y relojes” y “La Princesa Rana”, han sido invitados a festivales internacionales en Colombia, Perú, El Salvador y Brasil. Y además han viajado por el interior de la provincia de Buenos Aires, acercando sus obras a lugares donde es difícil que llegue el teatro.

“La experiencia en Latinoamérica ha sido muy enriquecedora, y por eso la idea es seguir viajando. Además, cada encuentro sigue abriendo puertas para generar nuevos proyectos, como este de Venezuela”, detalla la directora. Pero además el grupo aspira a realizar su propio encuentro internacional aquí en la ciudad, para que otros puedan compartir y disfrutar obras de calidad, que proponen otras miradas sobre el modo de hacer teatro. “Argentina despierta una especie de fascinación – explica Guillermina Andrade, actriz del grupo- Muchos quieren venir a conocerla, y si está dentro de nuestras posibilidades, nos gustaría poder traer a los grupos para realizar un encuentro aquí”.

Mientras tanto, la compañía sigue creciendo y pensando en sus nuevas producciones, aunque siguen manteniendo vivas algunas de sus obras, como “Paraguas y Relojes” que ha sido seleccionada por la Comedia de la Provincia de Buenos Aires, para participar del “Festival Provincial de Teatro para niños” que se llevará a cabo en La Plata, del 10 al 13 de febrero. Esta obra podrá verse el día 12, a las 14, en la Sala Armando Discépolo (12 e/ 63 y 64).
Justificar a ambos lados
POR AQUÍ Y POR ALLÁ

Otro de los grupos andariegos de nuestra ciudad es La Cuarta Pared, fundado hace más de quince años y dirigido por Horacio Rafart. Es responsable de varios trabajos propios como Treblinka, 9.53, La Orgía, Túneles y Laberintos, entre otros.

La compañía realizó giras por países de Latinoamérica, participando en festivales de teatro de Perú, Chile, Ecuador, Colombia, Panamá, Costa Rica, Nicaragua, Guatemala, Honduras, México y Cuba. En Europa presentó sus trabajos en España, Polonia, Rusia, Ucrania, Bielorrusia, Austria, Alemania, Dinamarca, Suecia, Bélgica, Holanda y Francia.

Además, los actores de La Cuarta Pared son los responsables de coordinar el Proyecto Puentes, una red de grupos y teatros independientes que tiene como objetivo el intercambio con artistas de distintas latitudes. “A partir de la experiencia en los viajes, surgió el deseo de conformar esta red, para generar lazos entre grupos de distintas ciudades, apostando a un proyecto solidario, para crecer juntos a partir del encuentro creativo. Para ello, grupos con larga trayectoria y jóvenes compañías de siete ciudades de la provincia de Buenos Aires, que tienen una importante incidencia en la realidad cultural de su medio, suman su experiencia y capacidad de trabajo para la construcción de un evento único en su concepción“, explican los artistas y agregan: “este proyecto ubica a las distintas ciudades participantes dentro de una cartelera internacional, ya que genera un espacio alternativo de difusión para las artes y promueve las actividades escénicas, puesto que el intercambio posibilita que grupos nacionales puedan ir sumando recursos para representar a su comunidad en otros países”.

Teresa Bustos no es actriz, pero es “cuentacuentos”, una profesión también ligada a contar historias de manera histriónica. Ella acaba de llegar de Paraguay, donde participó del “1° Encuentro de la Oralidad” de ese país: “una experiencia increíble, donde había representantes de México, Colombia y España; todos compartimos nuestras vivencias y relatos; fue enriquecedor e inolvidable”. Además, en marzo Bustos viajará a Cuba a representar a La Plata en otro encuentro de oralidad en el que estarán presentes narradores de toda Latinoamérica.

Son actores y quieren actuar. Y bien que lo hacen; convirtiéndose en embajadores teatrales a lo largo y a lo ancho del mapa. Ampliando sus horizontes, y buscando otras miradas que les permitan enriquecer su trabajo.

Fuente: El Cubo (El Día)

martes, 27 de enero de 2009

Carla Peterson: Rubia latina


27 - 01 - 2009 / REVISTA GENTE
 
“Soy pudorosa pero muy pasional” 

A los 34 se convirtió en la actriz del momento gracias a los sucesos de Lalola, primero, y Los exitosos Pells, ahora. Sin embargo, dice que no sufre la fama e incluso que el público puede convertirse en un remedio “antidepre”. En pareja –y conviviendo– con Julien, un publicista francés de 31 años, recorre sus comienzos artísticos, confiesa sus complejos físicos y disfruta que se la considere entre las mejor vestidas de la Argentina.

Supongamos que despertara en media hora y la partida se interrumpiera, agradecería. No le pido más a mi carrera... Me han tocado buenas cartas y creo haberlas jugado con inteligencia. Lo que venga será una yapa”. Esta nota arranca por el cierre de la entrevista. Acaba de caer el crepúsculo (hay estrellas, leve brisa, sonido de mar) y en la galería de la casa de una amiga de Carla Constanza Peterson, la intensidad del candelabro ya no permite distinguir los renglones del anotador del periodista. “Me aterra meter la mano adentro del vaso”, bromea ella –descalza, en un vestido crema, oliendo a Calèche, de Hermès–, temiendo confundir su gaseosa y la vasija de maníes. “¿Prendo las luces?”, consulta sentada sobre un cómodo camastro. “No, así está bárbaro”, intentamos no romper la magia de una noche de confesiones; noche que hora y cuarto atrás había comenzado con una pregunta concreta…


–¿Cómo llegó a convertirse en la actriz del momento, exhibiendo el golazo internacional de Lalola, ayer, y ahora, Los exitosos Pells (de lunes a jueves a las 21.45 por Telefe)?

–Después de Lalola no pretendía volcarme a la televisión el resto de 2008. Pero surgió el increíble proyecto de los Pells y, de repente, en julio, a tres meses de bajar las revoluciones, reincidí. No podés rechazar una gran idea… Tampoco sé si soy la actriz del momento. Sé que llegué paso a paso; en realidad, pasito a pasito. Porque no recuerdo, incluso en mi niñez, que mi corazón apuntara a ninguna vocación alejada de lo artístico.

–Rebobinemos: ¿qué recuerda de aquella niñez?

–Hermosa. Nací el 6 de abril de 1974 en la ciudad de Córdoba, donde papá estudiaba Aviación. A los dos años y monedas nos mudamos a Buenos Aires, a San Cristóbal, y luego a Recoleta. Mamá, una italiana que ancló a los 12 y aprendió castellano acá, soñaba con recibirse de abogada. Lo logró, la luchadora. Soy hija de María Rosa y Carlos y hermana mayor de Fernanda, Sergio y Rosalía. Y no me preguntes edades, fechas raras y cosas así, que me mareo.

–Aceptado. ¿Y cuándo se cruzó en su camino “lo artístico”?

–Admito que mis doce temporadas en el Santa Unión, de la Capital Federal, influyeron. Escuela para mujeres, doble turno, la libertad de plantear y concretar obras, musicales. Me calcé una peluca colorada en Annie, personifiqué a Gene Kelly en Cantando bajo la lluvia, intervine en La novicia rebelde. Ahí me recibí de bachiller humanista especializada en Letras. Terminé, cursé Dirección de Arte y llegó la sugerencia de los viejos: “¿Aparte vas a estudiar algo, no?”. Planteo serio ante mi eterno maestro de teatro, Miguel Guerberof (respira profundo). “¿Qué hago?”, lo encaré. “Lo que piden tus padres. Anotate… y no vayas”. Acaté. En marzo me llamaron de Montaña rusa y zafé. Un día de aburrimiento marcó mi futuro.

–¿Perdón..?

–Había hecho el casting siendo rubia platinada. Cierto día probé un color de cabello, se me fue la mano y me quedó violeta. Pronto me crucé a la productora del casting. “Hola. ¡Te cambiaste el tono! Justo que necesitamos a una chica de pelo oscuro”, me comentó. E interpreté a María. Repito, un día de aburrimiento me llevó a sumergirme en un ciclo popular. Siento que los caminos están trazados y la vida te lleva adonde ella decidió que debés ir.

–¿Puntualmente a qué se refiere?

–Yo, a los 15 años, ya daba clases de baile. Con 18 volé a Nueva York y Los Angeles para perfeccionarme. Me contrataron de Feliz domingo y de Dance party (1992), los dos en Canal 9. Miraba a Andrea Del Boca, aunque deseaba convertirme en Ginger Rogers o Debbie Reynolds. Parecía que lo mío era la danza. Hasta que tras varios bolos, en el ’93 conocí a Guerberof, en 1994 me llamaron de Montaña rusa y cambió el viento. Hoy te metés en el buscador Wikipedia, tipeás mi nombre y aparece: “Actriz dramática y cómica argentina”. Se me infla el pecho.

–Explíquenos por qué suspiró cuando nombró a Miguel Guerberof.

–El me enseñó, me dio la confianza para animarme a roles variados y bravos… Lo conocí a mis 19 años, participé en numerosas de sus obras y nunca lo olvidaré. Murió a los 67... Tomo mis elecciones laborales acordándome de él.

–Notable. ¿Y en qué otro aspecto pone énfasis, por ejemplo, al aceptar o no propuestas de la pantalla chica?

–Sé que no siempre formé parte de programas divinos, pero traté. Pacientemente. Así logré encabezar Lalola. Hablo de elegir contenidos respetuosos, mostrar lo necesario. Lo más hot que hice fue una escena con Romina Gaetani en Mujeres asesinas. Pedí que se viera un poco la espalda, un poco de bombacha, pero nada de lolas. En la lista de situaciones que me ponen feliz, el desnudo no figura.

–¿Declara algún complejo físico?

–Declaro mis caderas. Las caderas no mienten. Tengo las curvas de una latina. El problema es que doy escandinava (carcajada). El pantalón de tiro corto me queda… corto. Necesito agregarle un elástico onda cinturón. No importa, así me obligo a poner ropa ultra femenina.

–¿Oyó que se la considera entre las damas mejor vestidas del país?

–Lo leí, lo leí. ¡Gracias! Adoro la ropa. Ojo, no colecciono. Sí zapatillas Adidas, de las que tengo muchísimas. Aunque no decidí probar con una asesora de vestuario, me rodean talentos que me ayudan un toco.

–¡Regálese algún mérito...! Quien va inmersa en su indumentaria debe poseer sus encantos...

–Me gusto. He salido favorecida. Ni siquiera pienso en cirugías. A los 50, quizá lo haga. Seguro, no me tocaría mi cara. Mido 1,69, peso 58 kilos, calzo 39, me mantengo sana, corro, tengo dos hoyitos de varicela entre las cejas, ojos verdes y una linda imagen.

–Mire, los mismos ojos que su novio, Julián Hyvrard (31). ¿Casualidad?

–Divina casualidad... Mi simple, encantador y sorprendente novio. Lo descubrí el 10 de agosto de 2007 y casi desde esa fecha convivimos en el tres ambientes palermitano que me compré a los 23. Nos cruzamos gracias a una persona en común. Lo vi y reaccioné: “¡Epa!”. Acababa de llegar de Francia, enviado como director para Latinoamérica de Renault. No me conocía. Siento que es el hombre de mi vida, algo que jamás antes sentí por un caballero.

–¿Cómo se definiría a una mujer que salió con varios hombres?

–Eeeeh... Si en nuestra sociedad llamamos mujeriego al hombre que salió con varias mujeres, ¿llamaríamos “hombreriera” a la mujer que salió con varios hombres?

–¿Entonces?

–Okay, reconozco que he sido “hombreriera”. Tuve mis noviazgos (risas).

–Sin embargo, parece que apareció “el” hombre, el futuro padre de sus hijos.
–Ojalá. Porque si bien a esta altura no voy a ser como Caroline Ingalls, a un par de niñitos quisiera llegar. Quizá si nace un varón le ponga Miguel, por mi maestro y por Mike (Amigorena).

–Sigamos. ¿Además de hombreriera, cómo es?

–Seductora, pudorosa, muy pasional, fanática del jazz, el cine y los cantantes italianos, el agua y las cremas corporales. Aceptable chef y amante-responsable de la comida (no ingerir harinas me pone de mal humor; les escapo a los fritos y las grasas). Adicta al celular y bastante ajena a la Internet. Simpática y divertida… Soy una chica Ortega (el dueño de la productora Underground), y me enorgullece acompañar al tipo que creó Lalola y Los exitosos Pells. Sebastián emana creatividad.

–¿Fóbica a la fama, el aplauso y la exposición?

–Previo al inicio de las grabaciones de Los exitosos Pells, le consulté a Mike: “¿Estás preparado para tu último fin de semana de anonimato?”. No me mortifican la fama, el aplauso ni la exposición. Será una hipócrita si lo dijera. Son piolas para nuestro trabajo. Le recomiendo a la gente conocida, ante un bajón, salir a la calle para levantar su autoestima. Yo lo cultivo, y ante el primer “¡Idola!” que escucho a mi paso, se me cambia la cara. Una excelente medicina “antidepre”.

–¿Antidepre? Anticípenos cómo encarará su porvenir profesional, superados tamaños sucesos, para no caer en nostalgias pronunciadas.

–Ufff. Lo único clarito es que en junio cerraremos los cientocincuenta capítulos de Los exitosos Pells y que antes, en marzo, es decir ¡dentro de muy poquito!, llegará el estreno de La ventana, película basada en el escritor ruso Anton Chéjov, que rodé con Carlos Sorín. ¡Otra! Incluso eso. No suele filmar con actores y me eligió… ¿Te das cuenta ahora por qué digo que si despertara en media hora y la partida de cartas se interrumpiera, sólo agradecería?

Por Leonardo Ibáñez. Fotos: Alejandro Carra.

Fuente: http://www.gente.com.ar/nota.php?ID=15532

domingo, 25 de enero de 2009

Los obreros platenses de las artes escénicas

ACABAN DE PRESENTARSE EN PERÚ

25-01-2009 / El grupo La cuarta pared se propone hacer un festival nacional de teatro en la ciudad. Horacio Rafart fundó este grupo de teatro en La Plata en 1992 y enseguida se sumó Gustavo Delfino. Los dos actores y su compañera Andrea Arias hicieron las presentaciones en Lima.

"Un grupo de teatro argentino de la ciudad de La Plata", así se presentó La cuarta pared apenas pisó la sala limeña Casa Yuyachkani, en Perú, donde estuvieron desde el 4 de diciembre hasta los primeros días de enero con dos de sus obras: Treblinka y Nuestra señora de las nubes.

Horacio Rafart fundó este grupo de teatro en La Plata en 1992 y enseguida se sumó Gustavo Delfino. Los dos actores y su compañera Andrea Arias hicieron las presentaciones en Lima. Ya de regreso, hablaron con Diagonales para contar su experiencia, adelantar los planes para este año y analizar la situación del teatro local.

"Para nosotros Perú tiene un peso emotivo muy grande, porque fue el país donde arrancó nuestro grupo en el exterior, ya que en el año 1995 hicimos nuestra primera gira y nos quedamos 40 días trabajando allá”, destacó Delfino. Además, “nuestro grupo se define por viajar, nuestra intención es poder presentar los espectáculos en la mayor cantidad de lugares posibles. Tenemos muchas obras de repertorio, además de que organizamos Festival Internacional de Teatro en La Plata y el proyecto Puentes, que es una red de grupos independientes que se mueven por distintas partes. O sea que nuestra tarea no es sólo generar espectáculos y presentarlos, sino generar un espacio y, desde nuestro aporte, ir sumando para la cultura de la ciudad y para los que nosotros consideramos algo importante: un mestizaje a nivel cultural, no vivir de espaldas a Latinoamérica sino todo lo contrario", explicó el actor.

Treblinka, una de las obras del grupo La cuarta pared, cumple 10 años y casi el 90 % del espectáculo es teatro de imagen. "Es la más importante por la cantidad de países que recorrimos con ella", resalta Delfino. Por su parte, Nuestra señora de las nubes "tiene más texto, ternura y humor, para hablar de una temática tan dolorosa como es el exilio".

Por el exterior. Tanto Delfino como Rafart destacan el valor artístico del grupo limeño Yuyachkani, que tiene más de treinta años de trayectoria, "y es un eje fundamental del teatro latinoamericano", según Rafart. "Ellos también tienen una temática basada en lo social, lo político, lo histórico, que es a lo que apuntamos nosotros con nuestros trabajos", explicó. Y Delfino agregó que "los grupos más importantes son los más generosos; todos los artistas son gente maravillosa que nos trata de igual a igual y estaban muy interesados en saber como nosotros, dentro de este contexto social y político en el que vivimos, podemos hacer para avanzar con nuestra propuestas, que siempre son incómodas y apuntan a un teatro de reflexión".

La cuarta pared tuvo invitaciones de México, Colombia, Ecuador y Guatemala para presentar los espectáculos durante este año.

En cuento a la diferencia entre la repercusión de sus obras en el público argentino y en el extranjero, Delfino dijo sentir que "hay cierto acostumbramiento del público acá, que se fue aquietando, tomando distancia del hecho artístico. En otros lados se vive el teatro de una manera más popular, a la gente le gusta y lo demuestra, hasta dialogan con el personaje. Y el teatro debe apuntar a eso, porque si no estamos pidiendo que el espectador sea alguien que pague una entrada, se quede quieto en su silla y luego se vaya".

Uno de los sueños del grupo La cuarta pared fue armar un Festival Internacional de Teatro en La Plata. Y en el año 2006 lo pudieron concretar: "viajábamos y veíamos que cada pueblito tenía su festival y acá en La Plata, con la estructura que hay, no se hacía nada, entonces lo armamos con dinero nuestro y demostramos que se podía hacer y que había un público deseoso de que eso se concretara", dijo Rafart.

El dúo aclaró que tiene "muy buena relación" con los demás grupos independientes platenses y que, con el Festival, pretenden darle "pertenencia".

"Intentamos construir ese tejido solidario entre nosotros, pero hay cosas que tienen que ver con reglas de mercado, personalidades, egos, que no permite que eso sea más continuo y espontáneo. Pero por suerte tenemos la posibilidad y la libertad de hacer las obras cuando, como y de la manera que queremos, por todos los años que venimos trabajando", aseguró Delfino.

Los proyectos. Rafart y Delfino adelantaron que ya tienen todo el año programado y varios proyectos a punto de concretarse. El mes que viene abrirán una sala en el Pasaje Dardo Rocha, además iniciarán sus tradicionales talleres de actuación y estrenarán dos nuevos de teatro experimental, “para trabajar en espacios no convencionales de la ciudad, porque la idea es que el teatro invada todo", resaltó Delfino.

Otra de sus aspiraciones del grupo es hacer un Festival nacional de teatro en La Plata –para el cual ya están comprometidas seis provincias–.

Los integrantes de La cuarta pared se definen como "obreros de las artes escénicas", aseguran que "viven y comen" del teatro, que su tarea es "ir sumando gente al público que ya los sigue, porque la seriedad en nuestros trabajos y proyectos les hace percibir que hay trabajo en ellos y si el público ve que hay trabajo y esfuerzo vuelve y es agradecido".

Fuente: http://www.elargentino.com/Content.aspx?Id=25814

sábado, 24 de enero de 2009

Los Rimenver a puro trabajo en la costa

EN MAR DEL PLATA

24-01-2009 / Apenas tienen tiempo para ir a la playa, pero cuando pueden la aprovechan a full. “Estamos muy contentos porque viene mucha gente a vernos y la respuesta es muy buena”, explicó el actor, luego de la playa y antes de salir a hacer una entrevista con Juan Alberto Badía en Villa Gesell.

La verdad sea dicha ya en estas primeras líneas: no están pasando un verano panza arriba, tirados sobre una lonita, ni saltando el oleaje allá lejos en el mar, detrás de la rompiente, aunque siempre pueden aprovechar alguna mañana para hacerse una escapada a la playa. Y jugar a la paleta un ratito. “Nuestro trabajo empieza a la tardecita”, aclara a Diagonales Diego Cremonesi, más conocido como “Paco Rimenver”, el guitarrista del famoso conjunto artístico musical surgido en La Plata con el nombre de Rimenver y que en este mes de enero conmovió con sus interpretaciones al público marplatense. Y de la costa en general.

“Estamos muy contentos porque viene mucha gente a vernos y la respuesta es muy buena”, explicó el actor, luego de la playa y antes de salir a hacer una entrevista con Juan Alberto Badía en Villa Gesell.

Los Rimenver estuvieron todo el mes en la costa. Hicieron base en Mar del Plata, donde aún les quedan tres funciones que harán esta semana: 26, 27 y 28 en la Sala Jorge Laureti del Teatro Auditorium, ubicada en el Centro Comercial del Puerto. Pero también estuvieron en Villa Gesell. Y siempre que les quedaron unos días libres se volvieron a La Plata.

-Dónde paran en Mar del Plata.

-Alquilamos un monoambiente.

-¿Y se llevan bien?

-¡Si! Ya hace mucho tiempos que nos conocemos -aclaró el actor.

Los viajes a La Plata son para concentrarse en lo que será el próximo espectáculo del grupo, que se tomará el mes de febrero para poner a punto la nueva obra, de la que todavía no se animan a adelantar nada. "Es que lo nuestro es una creación colectiva, tenemos algunas bases, pero todos aportamos a todos y vamos organizando el espectáculo juntos", justificó Cremonesi.

Con Rimenver - in concert, el cuarteto creó un espectáculo musical, teatral y humorístico que, a partir de una sátira, muestran a una familia de artistas que alguna vez tuvo éxito como compositores de lo que ellos llaman "shingles", boleros, valses, baladas, tangos y hasta temas de iglesia.

Ahora, se juntan a improvisar, a charlar y ver qué cosas nuevas aparecen, más allá de los roles.

“Lo nuestro es cooperativo. Todo en colectivo. Y también creamos en colectivo. Todos proponemos y todos decidimos”, contó el actor.

Mientras están en Mar del Plata, las actividades empiezan a la tarde, por lo que algunas veces pueden ir a la playa.

-¿Son de ir a la playa?

-Si. Justo el jueves fuimos los cuatro. Dos sombrillas, dos juegos de paleta, dos mates -enumeró.

-Ah bueno, entonces la pasan bien juntos.

-Ya son seis años. Nos conocemos mucho.

-¿Y la pasaron bien?

-Jugamos a la paleta y Anahí tuvo que pelearse con unos chicos que se pusieron a jugar a la pelota arriba de la canchita que habíamos armado nosotros.

-Es que a Mar del Plata va mucha gente.

-Me encanta Mar del Plata para trabajar. Es una plaza buenísima. Pero para descansar prefiero un lugar más tranquilo. Y creo que el resto opina igual, porque esto es como Buenos Aires y todos preferimos un lugar más agreste, más tranquilo. Además, no es que nosotros estemos re turistas. Vinimos a trabajar.

-¿Qué días son las funciones?

-En el teatro tenemos lunes, martes y miércoles, a las 23. Algún jueves estuvimos en Villa Gesell. Y también hicimos promociones y alguna fiesta privada, pero si no trabajamos nos volvemos a La Plata. Preferíamos estar en casa.

En La Plata uno sufre por el León y los otros por el Lobo, aunque parece que sólo Cremonesi es futbolero. "Voy a la cancha a ver a Estudiantes, a full. Pero a los demás no les interesa mucho el fútbol. Son de Gimnasia, pero no se hacen mala sangre. Piensan que sigue jugando (José) Montelongo".

- Es mentira, es mentira -grita Anahí. Y exige: -quiero derecho a réplica.

Pero ya no hay tiempo. El descargo de Anahí Carnevalle, Evangelina Rimenver en la obra, quedará para otro día. Hoy, apenas la invitamos al test playero.


Fuente: http://www.elargentino.com/Content.aspx?Id=25753

viernes, 23 de enero de 2009

Reconocimiento a la trayectoria de la directora teatral Jimena Duca



martes, 13 de enero de 2009

 El intendente de La Plata, Pablo Bruera, hizo un “Reconocimiento a la Trayectoria” a la directora teatral platense Jimena Duca, creadora de la obra “Mika”, pieza inspirada en las vivencias de Susana Trimarco, madre de Marita Verón, secuestrada el 3 de abril de 2002 en Tucumán, a continuación se reunierón la Presidenta del Consejo de la Mujer Dra Marcela Pastore y la directora artística de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en Latinoamérica, Jimena Duca, quienes acordarón trabajos conjuntos contra la Violencia a la Mujer y la Trata de Personas.

Las actividades comenzarán en su ciudad en el mes de mayo y constarán de seminarios informativos dramatización con escenas que representen situaciones violentas ,maltratos físicos y psicológicos.

martes, 20 de enero de 2009

Doña Flor y sus dos maridos

sábado 27 de diciembre de 2008

DOÑA FLOR... será la única obra teatral en calle Corrientes con 2 MARQUESINAS







En la ciudad brasileña de Bahía, Doña Flor (Emme) vive con su marido Vadinho (Miguel Habud), a quien le perdona sus continuas infidelidades. Tras la muerte de su marido por un infarto en pleno Carnaval, Doña Flor queda viuda con su sexualidad a flor de piel. Convencida que nunca más encontrará otro hombre que le haga perder los sentidos, aparece Teodoro (Marcelo Mazzarello), un farmacéutico de mayor edad, con una fidelidad a toda prueba. Teodoro y Flor se casan, pero una vez acostumbrados a esta nueva vida, el espíritu de Vadinho aparece.

¿Es posible que una mujer ame a dos hombres al mismo tiempo? ¿Y que estos dos hombres sean sus maridos simultáneamente? ¿Y aún, que uno de ellos ya no esté en el mundo de los vivos? El autor del libro original, Jorge Amado, el brasileño reconocido internacionalmente, juega con los sentimientos de sus personajes que van profundizándose hasta llegar a ser personas, pero en un marco lujurioso en la tropical ciudad de Salvador de Bahía en la década del ’40, un entorno lleno de mitos, creencias y prejuicios populares.

Esta adaptación musical de la obra clásica -que en 2008 debutó también en Nueva York- se estrenó en el Teatro Broadway, Corrientes 1155. Las localidades arrancan en los$80.-

lunes, 19 de enero de 2009

Espectáculo infantil de introducción a la ópera - Teatro Argentino de La Plata


Abajo los malos!! (Espectáculo infantil de introducción a la ópera.)
Teatro Argentino de La Plata, Sala Astor Piazzolla
Función del 6 de agosto de 2008

Presentador: Fernando Alvar Núñez
Idea y Dirección General: Alberto Jáuregui Lorda
Piano y Dirección musical: Juan Pablo Scaffidi

Warnung (Morzart)
Los hombres buscan siempre engolosinarse
Sólo eso buscan.
Rápido las doncellas se dejan atrapar.
¿Puede uno sorprenderse?
Las muchachas tienen sangre fría,
Y la golosina tiene muy buen sabor
Pero el dulce antes de la comida quita el apetito
Más de una olvidó a su novio,
y tiene otro enamorado, eso es endemoniado
Padres, reciban una advertencia
¡Oculten el azúcar en su lugar!
Encierren a las jóvenes muchachas.

Fuente:  http://www.youtube.com/watch?v=Kn9TsavHjxY

Emme en la piel de Doña Flor

Lunes, 19 de enero de 2009

TEATRO › MARIELA VITALE PROTAGONIZA UNA VERSION MUSICAL DE LA NOVELA DE JORGE AMADO

La cantante y actriz encarna el legendario personaje literario, llevado luego al cine y al teatro. Emme aclara que “sería penoso que el público viniera por los desnudos, porque los hay, y no por el espectáculo en sí mismo”.

Por Cecilia Hopkins
Imagen: Martín Acosta

“Me puse Emme porque es la primera letra de mi nombre y lo escribí así por una cuestión visual”, resume la cantante Mariela Vitale en una entrevista con

Página/12, con motivo de su nueva incursión en el teatro musical. Su primera experiencia la tuvo hace tres años al encarnar a una mítica stripper rosarina en Rita, la salvaje, con libro de Gonzalo Demaría y dirección de Ricky Pashkus. La segunda, en Mujeres bonitas, la comedia musical que interpretó al año siguiente junto a Natalia Lobo, Cecilia Milone, Patricia Palmer y Laura Oliva. Ahora le toca protagonizar la versión musical de la novela del brasileño Jorge Amado, Doña Flor y sus dos maridos. “Si hay algo en común en los tres personajes que hice –analiza Emme–, es que se puede decir que son unas sobrevivientes y que en gran medida siguen creyendo en el amor verdadero, a pesar de que les han mentido siempre.” Acompañada por Miguel Habud (en su segunda interpretación del personaje del primer cónyuge de la bella, ver recuadro) y Marcelo Mazzarello, en el rol del segundo marido, la obra subió a escena en el teatro Broadway bajo la conducción de Daniel Fernández.

Con un elenco integrado por 18 actores y bailarines, música de Eduardo Blacher y coreografía del mismo Fernández, la obra cuenta la historia a partir de un texto escrito por Leandro García, a cargo también del personaje de La Muerte. Una presencia necesaria en la trama, ya que será la encargada de traer nuevamente a la vida al primer marido de Doña Flor, el licencioso Vadinho. Porque la bella Floripides Guimaraes –o Doña Flor, como la llamaban en Bahía–, a pesar de haber lamentado la conducta de su compañero a causa de sus escapadas y desbordes nocturnos, una vez muerto, extraña la intensa vida sexual que compartían. Un vacío que siente más aún cuando vuelve a casarse con Teodoro, un metódico y desapasionado boticario, aquí interpretado por Mazzarello. Por suerte para ella, por obra de un pase mágico del destino, Vadinho volverá del más allá para consolar a su viuda y prodigarle las atenciones a las que la tuvo acostumbrada. De allí en más, el espectáculo –una producción que hace pocos meses fue estrenada en Nueva York– promete un sinfín de “situaciones hilarantes, una comedia picaresca de enredos llena de alegría y vitalidad, con canciones, música y coreografías”.

La acción comienza en el cementerio, en el entierro de Vadinho, junto a su madre, interpretada por María Concepción César. “Doña Flor se siente abandonada por su marido y por eso escucha los consejos de su madre, que también fue abandonada –explica Emme–. El hecho de que su padre se fue dejándolas a ambas es decisivo: ella quiere formar parte del mundo de Vadinho, aunque sabe que no le es posible.” La intérprete opina que el de la madre es un personaje que “tiene mucho más peso que en la novela o en la película”, haciendo referencia a la versión cinematográfica de 1976 de Bruno Barreto, protagonizada por Sonia Braga y José Wilker. No obstante, Emme aclara que no alcanzó a leer la obra de Amado: “Todo fue muy rápido –-asegura–, porque mi primer ensayo fue el 1º de diciembre y desde ahí todo fue muy vertiginoso”. Una vez leído el guión del espectáculo, la primera escena que debió ensayar fue, según adelanta, “la más erótica de todas, que es el encuentro entre Doña Flor y Vadinho”, reunión que se produce en un torbellino de telas rojas que enlazan al cuerpo de baile y a los protagonistas con impactante proyección de fondo. Aparte de la danza y las canciones, hay una presencia que colabora en el relato: es la figura del autor, el propio Amado, quien presenta al público a los personajes como si en ese momento estuviese dándole forma a su novela.

Hija de Lito Vitale y Verónica Condomí, la actriz aclara que a sus 25 años no se considera aún una artista: “Creo que un artista se hace con el tiempo y esto es algo que aprendí de mis padres, a quienes respeto muchísimo porque han sabido ser fieles a sí mismos”, afirma. “También creo que la amplitud mental es algo que aprendí de los dos: tanto en lo musical como en la vida no hay que ponerse límites.” Y aunque en mayo pasado Emme fue tapa de Playboy (“fue una decisión mía y lo hice porque me entusiasmó la idea”, aclara), sostiene que “sería penoso que el público viniera por los desnudos, porque los hay, y no por el espectáculo en sí mismo”.

De su personaje, Emme considera que “es una mujer muy ingenua, que no tiene conciencia de su cuerpo ni de lo que despierta en los otros. Yo diría que tiene una sensualidad interior. Y que este erotismo lo tiene puesto más que nada en la cocina, que es su pasión”. Como Doña Flor es maestra de arte culinario, la actriz adelanta que se la verá cocinando “esos guisos de gusto intenso, bien brasileños, con mucha cebolla y picante”, casi como un modo de escaparle a lo cotidiano. La relación con su segundo marido será, por el contrario, una experiencia de vida hacia el orden, la seguridad... y el aburrimiento: “Ella es mucho menor que él y le enseña cómo debe hacer las cosas para que todo esté según su gusto”.

Emme tuvo, de chica, una formación actoral que comenzó con Hugo Midón y continuó con Nora Moseinco, experiencias que ella valora, pero que pone en su justo lugar: “El teatro era para mí un juego que tenía más que ver con improvisar y disfrazarme, porque nunca pensé en dedicarme a la actuación”, afirma. También hizo estudios de danza clásica y contemporánea, lo cual le ayudó, según cuenta, a encarar las coreografías de Ana María Stekelman y Ricky Pashkus, en Rita, la salvaje, y de Fernández, en esta nueva experiencia. En cuanto al canto, que es donde pisa con mayor seguridad (su primera actuación en vivo la hizo a los 17 años, primero con amigos y familiares; luego formó su propia banda, Rim-Shot), es en esta oportunidad donde siente que su Doña Flor puede expresarse de un modo más similar al que lo hace habitualmente: “Los temas tienen más que ver con el pop, en cambio en Rita... estaban más ligados a lo folklórico y no tenía la posibilidad de usar mi voz como acostumbro a hacerlo”.

Fuente: http://www.pagina12.com.ar/diario/suplementos/espectaculos/10-12605-2009-01-19.html

"La fundación de La Plata es un proceso de la historia argentina"


Publicado el 19/01/2009

Como platense y doctor en Historia, Fernando Enrique Barba se ha interesado por el origen y desarrollo de la ciudad de La Plata, la capital bonaerense ideada en 1882 por Dardo Rocha.

LA PLATA (Corresponsalía).- En una entrevista otorgada a LA CAPITAL, el historiador Fernando Barba realiza un repaso por los momentos clave de la fundación, las personalidades más destacadas y derriba algunos mitos que circulan sobre la ciudad y sus fundadores. A continuación, el diálogo:

- ¿Por qué se fundó La Plata?

- La fundación de La Plata es fruto directo de la federalización de Buenos Aires. Luego de la famosa revolución del 80’, Dardo Rocha tuvo un arreglo con Roca: Rocha aceleraba el proceso de entrega en el Senado de la Provincia y Roca lo ayudaba a ser gobernador, lo cual efectivamente pasó. Cuando Rocha se hizo cargo del gobierno en 1881, lo primero que hizo fue mostrar un proyecto sobre creación de una nueva capital y decidir que se construyera en las lomas de la Ensenada, o sea, donde estamos nosotros actualmente.

- ¿Por qué se eligió este lugar?

- Se eligió principalmente por las cercanías al único puerto natural que existía, ya que se pensaba que haciendo un puerto importante La Plata iba a superar rápidamente a Buenos Aires. Si lo hubieran pensado un poco mejor, no la hubieran hecho acá.

- ¿Por qué?

- Porque La Plata es una ciudad comida’ por Buenos Aires debido a la cercanía. Optaron por este lugar porque el único puerto natural sobre la banda derecha del Río de la Plata era el puerto de la Ensenada. El puerto de La Plata empezó a funcionar muy bien hasta que se abrió Puerto Madero; entonces en 1904 la Provincia lo tuvo que ceder a la Nación porque no podía mantenerlo. El gran error fue ponerlo acá porque pensaban que iba a ser la nueva Buenos Aires.

- ¿Cuánto tardó en construirse la ciudad?

- La residencia del gobernador, la Legislatura y todos los grandes edificios se construyeron en tres años, a una velocidad extraordinaria. En la década del 80’ se hicieron, en 10 años, 7 mil kilómetros de vías. Además se construyeron casas y escuelas.

Población

- ¿Cómo estaba compuesta la población en la época de la fundación?

- La ciudad se fundó en el período que podríamos llamar de primera oleada inmigratoria masiva’, que va de 1878 a 1889 y en su mayoría eran inmigrantes italianos, pero además había españoles y gente de otras nacionalidades; era una mezcla. En ese entonces era escasísima la población de La Plata.

- ¿Cómo se fue dando el crecimiento demográfico de la ciudad?

- Los primeros años La Plata creció muy rápidamente, llegó a 90 mil habitantes, pero después se estabilizó la cantidad de población. Ocurrió que al terminarse las grandes obras como el Puerto, que absorbían mucha cantidad de gente, muchos se fueron porque se quedaron sin trabajo. En la década del '50 éramos 120 mil habitantes nada más. Ahora el cuadrado de La Plata tiene alrededor de 320 mil. Y contando el resto del partido se llega a los 700 mil habitantes.

- ¿En qué momento se registró el mayor crecimiento poblacional en La Plata?

- El gran poblamiento de La Plata empezó en la década del '60, momento en que comenzó a aumentar masivamente la cantidad de habitantes en la ciudad.

- ¿Ese crecimiento tuvo que ver con el hecho de contar con una Universidad Nacional?

- No exactamente. La Universidad, si bien sigue siendo un polo de atracción, ya no es lo que era antes. Hasta la época de Lanusse venían muchos más estudiantes del interior que ahora porque en esa época en la provincia de Buenos Aires, para estudiar, estaban solamente La Plata, Mar del Plata, Tandil y Bahía Blanca. Pero después se abrieron universidades en Quilmes, Lomas, La Matanza, Lanús, Luján... está más repartido.

- ¿Entonces a qué se debió el crecimiento poblacional de los '60 que mencionó anteriormente?

- La Plata absorbió mucha gente de las poblaciones cercanas, de todos los pueblos a los que se les fue muriendo la vida cuando les quitaron el ferrocarril. Sumado a esto, hubo gente que vino a estudiar y se quedó en la ciudad. También está el crecimiento alrededor de Buenos Aires, que va creciendo en torno a los cordones. Cuando empezó a crecer el tercer cordón, empezó a crecer mucho La Plata.

Platenses destacados

- ¿Cuáles son para usted los platenses más destacados de la historia de la ciudad?

- Y, hubo muchos, me cuesta nombrar a uno... la gente de la época de la fundación, Alejandro Korn, Almafuerte, que no era platense, pero se radicó acá, el doctor Favaloro...

- ¿Y a quién considera usted que la historia no le ha dado el lugar que se merece?

- Y... hay una cantidad importante de gente muy destacada, pero desde que se inventó la televisión, si no sos como se dice ahora mediático’, que es una palabra espantosa, no te conoce nadie. En historia, ¿quiénes son los conocidos? un tipo como Pigna que es un mentiroso, pero aparece en televisión... yo muchas veces lo he escuchado decir cosas que están equivocadas y tiene plagios comprobados. Yo creo que acá hay mucha gente reconocida en el medio en que se mueve, Favaloro por decir un ejemplo, pero se hizo famoso porque salió en la prensa, si no, hubiera sido famoso dentro de la medicina y no lo hubiera conocido nadie.

Los mitos

- En La Plata circulan algunos mitos acerca de la existencia de túneles construidos en la época de la fundación que conectarían diferentes edificios históricos… ¿qué hay de cierto en todo esto?

- Los mitos no existen: los túneles son caros de construir, los únicos túneles que hay en la ciudad son las cloacas… Hay una persona que escribía sobre eso y que no voy a nombrar, pero hace aproximadamente 30 años salió a decir que había túneles en la ciudad. En Buenos Aires, por ejemplo, había túneles porque cumplieron su rol en un momento de intercomunicación entre los edificios principales, por protección por ataques de piratas... pero en La Plata no había peligro de invasiones, problemas de indios, no había nada, entonces ¿para qué se van a construir? Los túneles no existen.

- Además circulan otros mitos vinculados a que los fundadores eran masones y que por ello habrían construido la ciudad con determinadas características…

- Sí, es cierto que cuando se fundó La Plata toda esa generación eran masones, el 90 por ciento eran masones, formaban parte de logias, en sus libros estaban los símbolos masónicos... pero se ha demonizado a los masones. Los masones son gente mansa, lo que pasa es que evidentemente en algunos niveles manejaron el poder. En la Argentina el poder político fue manejado muchas veces por masones, pero de ahí a hacer un mito de La Plata, es demasiado.

- ¿Y por qué cree que circulan estas historias?

- Lo que pasa es que muchas veces estos inventos son más divertidos que la historia en serio. La historia a veces es divertida, a veces aburrida, porque es el relato de la vida, y la vida tiene cosas alegres, tristes y momentos totalmente neutros. Las historias de las ciudades generalmente son neutras.

Perfil

Fernando Enrique Barba es profesor y doctor en Historia. Autor del libro "La Plata, sus orígenes y fundación", Barba se desempeña actualmente como titular del doctorado en Historia de la Facultad de Humanidades de la Universidad Nacional de La Plata, de la que además es egresado.

Barba ha realizado gran parte de su carrera en el Archivo Histórico de la Provincia y ha participado como miembro activo de numerosos congresos nacionales e internacionales sobre su especialidad.

Tal como él se define, "por el hecho de ser profesor de historia y platense, me interesa la ciudad de La Plata lógicamente", aunque reconoce que "cada vez la gente sabe menos de la historia de su lugar, sobre todo en las grandes ciudades".

Fuente: http://www.lacapitalmdp.com/noticias/La-Ciudad/2009/01/19/98203.htm

viernes, 16 de enero de 2009

Emme, en un triángulo de amor

Viernes 16 de enero de 2009 | Publicado en edición impresa

La cantante y actriz protagoniza la versión musical de Doña Flor y sus dos maridos

Por Gabriel Plaza | LA NACION

No se parece a la chica sensual y come hombres de sus últimos personajes. Mariela Victoria Vitale Condomí, más conocida como Emme -protagonista de personajes como la stripper rosarina de Rita, la salvaje y chica de tapa hot en Playboy- tiene un aire sweety , a cara lavada. Lleva un vestido azul veraniego con florcitas blancas, que encaja con esos rasgos de perfil asiático que le dan un aire misterioso. Esa belleza exótica le puede permitir hacer de una mucama paraguaya que vive un romance con una adolescente en El niño pez, la última película de Lucía Puenzo; transformarse en una suerte de reina hip hop latina; o ser la dulce bahiana que vive un triángulo de amor en Doña Flor y sus dos Maridos-El musical .

En un teatro de La Boca, el elenco de Doña Flor y sus dos maridos , la obra de Jorge Amado, que sube a escena mañana en el Teatro Broadway, hace los últimos ajustes del musical con Miguel Habud, como Vadinho; Marcelo Mazzarello, como Teodoro, (el segundo marido de la joven viuda); y María Concepción César, la madre de Doña Flor, al frente de un elenco de 18 actores y bailarines. Se trata de un estreno mundial, con libro y letras de Leandro Gazzia, música de Eduardo Blacher y dirección de Daniel Fernández. Emme encarna a la sensual Doña Flor, el personaje que interpretó la voluptuosa Sonia Braga en la versión cinematográfica de los años setenta y que la transformó en un ícono sexy. "Vi la película y me encantó el trabajo de Sonia Braga. Me gustó la idea de hacer este papel y en versión musical, porque es un género donde puedo hacer las tres cosas que más me gustan: bailar, cantar y actuar. Además nunca se había hecho un musical de esta obra, con canciones originales y contada de una manera interesante".

- ¿Te hiciste experta en musicales?

-Todavía tengo que aprender mucho. Estoy investigando el territorio. Todo es diferente. Tiene como otro tiempo y hay que estar despierto.

Emme comenzó a estudiar teatro en la adolescencia pero la música siempre estuvo allí. Hija de la cantante Verónica Condomí y del músico Lito Vitale, su vida estuvo siempre rodeada de sonidos: "Somos como esas familias donde todos son abogados. La música fue inevitable en mi vida". A los 17 años, debutó con su propia banda y en 2003 grabó su disco Femme, que la transformó en la primera dama del R&B. "Ahora tengo la música en suspenso. Pero quiero sacar un disco este año con el productor de Calle 13. Ya tengo seis canciones nuevas. Estoy escuchando mucho a Amy Winehouse así que el sonido puede andar por ahí", adelanta. Los últimos años se dedicó a la actuación y hasta jugar como chica de calendario hot, cuando decidió posar totalmente desnuda para la tapa de Playboy . "¿Viste las fotos?" pregunta curiosa. "Para mí sería algo muy chiquito fijarse sólo en eso de mi carrera", argumenta punzante. "Me divertí mucho y fue una experiencia de la que no me avergüenzo, para nada."

- Siempre elegís personajes fuertes para interpretar. ¿Te representan?

-Creo que en un punto es mi personalidad, o hasta ahora lo fue. Cumplí 26 años y estoy un poco más grande, más tranquila (risas). Pero si me proponen algo y siento que lo puedo hacer me mando. A cada uno le toca hacer algo por alguna razón y me resulta interesante representar a este tipo de mujeres. Este personaje de Doña Flor es otra mujer fuerte, en la búsqueda de la felicidad todo el tiempo, que tiene un mundo interior muy grande. Interesantes las muchachas que me tocaron...

-¿Tenés conciencia que tus elecciones pueden generar una repercusión extra ?

-No pienso mucho las cosas. Después de las fotos en Playboy me vinieron otras propuestas parecidas que no me interesaron. Nunca pienso en como va a repercutir en la gente. Si es algo que voy a disfrutar, lo hago.

-Tu madre siempre tomó riesgos artísticos ¿De tal palo, tal astilla?

(Silencio)... -Estoy en un momento en que uno empieza a desapegarse del modelo de sus padres. Ahora estoy tratando de saber quién soy.
Para agendar

Doña Flor y sus dos maridos, con Emme, M. Habud y M. Mazzarello, y dirección de Daniel Fernández.

Broadway, Av. Corrientes 1555. Miércoles a domingos, a las 21. Desde: $ 60. .

Fuente: http://www.lanacion.com.ar/1090197-emme-en-un-triangulo-de-amor

Carmina Burana

16-01-2009 / El sábado a las 21.30, Iñaki Urlezaga hará una presentación en 9 de Julio y Corrientes con entrada gratuita.

Será en el marco de Aires Buenos Aires, Cultura para Respirar, el programa para el verano, con más de 800 actividades gratuitas, que organizó el Ministerio de Cultura del gobierno porteño.

El espectáculo contará con la producción coreográfica del reconocido Jean Pierre Aviotte, junto a la compañía Ballet Concierto, con la dirección de Lilian Giovine.

La puesta, que se hará junto al Obelisco, incluirá unas imponentes proyecciones en 3D, pantallas de leds y estructuras circulares móviles de cinco metros de diámetro para lograr la mega producción escénica que una obra de estas características requiere.

Carmina Burana, cuya música es de Carl Off, es una colección de cantos de los siglos XVII y XVIII, que recoge un total de 300 rimas escritas en su mayoría en latín, encontrado en 1803 por Johann Christoph von Aretin en la abadía de Bura Sancti Benedicti (Benediktbeuern), en Baviera. Desde allí fueron trasladados a la Biblioteca Estatal Bávara en Munich, donde aún se conservan.

La presencia de Urlezaga es el comienzo de Grandes Momentos, ciclo que, hasta el 28 de febrero, abarcará espectáculos al aire libre con reconocidos artistas nacionales e internacionales, como la Camerata Lysy, el Ballet Contemporáneo del Teatro San Martín, Jairo Canta a Horacio Ferrer, Enrique Morente, Café de los Maestros y La Portuaria.

Sábado a las 21.30, intersección de las avenidas 9 de Julio y Corrientes. Gratis.

Fuente: http://www.elargentino.com/Content.aspx?Id=24620

jueves, 15 de enero de 2009

Cine platense en Viña del Mar

Jueves, 15 de enero de 2009

"Los chicos desaparecen”, ópera prima del platense Marcos Rodríguez, se presentará este fin de semana en el 7º Festival De Cine Digital de Viña del Mar, Chile, donde concursará en la categoría largometraje-ficción.

El film protagonizado por Norman Briski -y basado en la novela homónima de Gabriel Báñez- muestra al dueño de una relojería de barrio, que pasa sus días rodeado de relojes y envuelto en cálculos sobre el tiempo. Guiado por un profundo deseo, todas las tardes, a las seis en punto realiza un insólito ritual. Es feliz, rodeado de niños que lo vitorean, hasta que uno de los chicos desaparece.

Se trata de la primera película producida entre la Facultad de Bellas Artes de la UNLP y el INCAA. El largo será de estreno exclusivo en Chile, y concursará con la española “Intimos y extraños” (de Rubén Alonso) y las chilenas “Weekend” (Joaquín Mora) y “Tanto tiempo” (Claudio Polgati).

Desde que su avant premiere en el Cine Rocha de nuestra ciudad, en diciembre de 2007, “Los chicos….” ha participado en varios festivales nacionales e internacionales, como el de Cine Fantástico de Porto Alegre (donde se galardonó a uno de sus protagonistas, Norman Briski, como mejor actor), el de Mar del Plata, Tandil (donde obtuvo el premio del público), Rosario y el FESALP platense, donde fue invitada.

Con este viaje a Chile, esta obra que se filmó íntegramente en La Plata comienza entonces el 2009 también en la rueda festivalera. Luego de Viña, llegará su presentación en el II Certamen Internacional de Cortometrajes y Discapacidad “Cinemovile”, en Sevilla, España, donde participará como “película invitada”, entre el 1° y el 15 de marzo.

Su director, Marcos Rodríguez, es alumno de la primera promoción de la carrera de cine de Bellas Artes. Trae consigo la experiencia como productor ejecutivo de festivales de cine, habiendo participado durante años de la gestión artística del Centro Cultural Islas Malvinas. Realizador de uno de los primeros programas televisivos producidos por la facultad y docente de la Cátedra Estructura del Relato Audiovisual II, en la actualidad se desempeña como realizador y director de programas en el canal Ciudad Abierta de Capital Federal.

La película fue producida por Gustavo Alonso, guionista y director del documental “La vereda de la sombra” (sobre el periodista Fabián Polosecki) y del filme “Rompenieblas. Una historia de psiconálisis y dictadura”.

Fuente: http://www.eldia.com.ar/cultura/ampliar.aspx?id=81

martes, 13 de enero de 2009

Dallys Ferreira y el topless del verano.







Fotos © Revista Paparazzi

El verano está a pleno y las chicas lo hacen nota, ya estan comenzando los topless del verano, en este caso la que puso el pecho fue Dallys Ferreira.

Dallys Ferreira, una de las figuritas del espectáculo "Deslumbrante", se destapo y la revista "Paparazzi" la encontró. La paraguaya que escandalizo "Patinando por un sueño" es la primera en aparecer este verano casi como dios la trajo al mundo...

Fuente: http://famosasalbum.blogspot.com.ar/2009/01/dallys-ferreira-y-el-topless-del-verano.html

domingo, 11 de enero de 2009

Lucrecia Blanco: "Siento que juego en primera"

Domingo 11, Enero 2009

TELEVISION: ENTREVISTA A LUCRECIA BLANCO

Compone a Lily, una obsesiva productora de TV en "Los exitosos Pells", la tira de Telefé. Y es una revelación.

Por: Sandra Commisso


La aceleradísima Lily, productora de televisión que corre sin parar en Los exitosos Pells se transmuta en una relajada Lucrecia, que habla de su amor por las plantas, de un modo casi zen. La actriz Lucrecia Blanco se divierte con Lily, la criatura a la que le presta el cuerpo cada día en la tira de Telefé. Y explica que para lograr el ritmo casi desaforado de Lily tiene un truco: empieza a respirar cortito y entrecortado y logra entrar en la velocidad de esta chica que se la pasa estresada por los pasillos de la ficticia MegaNews y da órdenes con un teléfono injertado en su oreja.

"Para mí, ella es Liliana de Caseros", dice Lucrecia. "Me encanta crearle siempre a cada personaje su mundo propio para poder quererlo. Lily es una obsesiva del laburo, está llena de cosas, cargada de acciones, es desbordada, sobrepasada y muy carente en lo afectivo. En el terreno amoroso hasta es un poco naif. A veces paso corriendo y les voy pegando y gritando a los extras", dice y se ríe. Antes de empezar a grabar, Sebastián Ortega, el director, le dio la clave para su carácter: "Lily es movimiento".

Lucrecia tiene una energía completamente distinta a la de Lily. Pero tal vez comparte con ella su verborragia. Criada en Adrogué, estudió en el Conservatorio Nacional de Arte Dramático y entre sus participaciones televisivas están El tiempo no para, Bella y Bestia, Casi ángeles y Costumbres argentinas.

"Ahora siento que juego en primera, formando parte de este elenco con el que aprendo todos los días. Siento que es como una gran orquesta en la que cada uno toca su instrumento y por eso sale bien afinado. Me siento feliz, porque es la primera vez que estoy en un programa de tanto éxito", se entusiasma. Como consecuencia de eso, Lucrecia está viviendo situaciones inesperadas, como que un colectivero de la línea 19 no le quisiera cobrar el boleto porque la reconoció. "Me morí de vergüenza, pero a la vez me pareció divino. Yo no estoy acostumbrada a eso", dice y remarca que aún viaja en colectivo.

Entre los miles de recovecos que recorre en su conversación, Lucrecia da recomendaciones de cómo cuidar plantas, en particular cactus. "Mi casa es casi un vivero, ahora se me dio por hacer germinaciones y ¡funciona!", dice. Y entre un tema y otro, sigue dibujando las características de su personaje, que navega entre la ternura y lo insoportable del ser. "Es neurótica, tiene dificultades para relacionarse, especialmente con los hombres, y super compulsiva", y la defiende: "No es mala, pobre. Se refugia en el trabajo tratando de tapar su soledad. A ella la someten sus superiores, pero no los cuestiona y después ella hace lo mismo con los que están a su cargo".

A los 33 años, Lucrecia viene pisando lento pero seguro en su oficio que, además de la televisión también incluye el teatro: participó de Las de Barranco, en el Cervantes y dirigida por Oscar Barney Finn y varias puestas en el under con el grupo La Cuadrilla. En cine, el año pasado se hizo un hueco en medio de las grabaciones de Los exitosos.... para filmar Paco de Diego Rafecas, donde interpretó a una artista plástica, adicta en recuperación.

Antes de su estabilidad laboral, Lucrecia se las rebuscó vendiendo collares y pulseras de la India en las playas de la costa argentina y también pasó un año en España, "como camarera, lo que hacen todas las actrices cuando no tienen trabajo como actriz".

Inquieta dentro de su espíritu zen, Lucrecia también practica teatro aéreo y trabajó un tiempo con el grupo Agora. Allí conoció a su novio, Sebastián, con el que convive hace un año."Investigar el aire, estar en otro espacio es fantástico", cuenta. 

Pero vuelve a Lily, moviendo su cabellera enrulada. "Este es mi pelo y me lo dejé así porque sentía que Lily tenía que tener rulos. Seguramente este personaje va a marcar un antes y un después en mi carrera".

sábado, 10 de enero de 2009

Ceci Gómez, la maquilladora de la Virgen

PLATENSES EN EL MUNDO

10-01-2009 / Todos pasan por sus manos: desde Juanes a la modelo que escandalizó al Vaticano. Hace 10 años vive y trabaja en México, "un país estratégico para el maquillador profesional, por la cantidad de oportunidades y avances técnicos que hay".

Cecilia Gómez es maquilladora profesional y su especialidad son las producciones para cine y televisión. Es platense, pero desde hace 10 años vive y trabaja en México, "un país estratégico para el maquillador profesional, por la cantidad de oportunidades y avances técnicos que hay".

Su historia comienza en la Facultad de Humanidades de la UNLP, donde se recibió de profesora de educación física. Ejerció como docente en la ciudad, donde la llamaban "la Negra Gómez" y luego se trasladó a Buenos Aires, para ser la personal trainer de Tini de Boucourt. "Un día comprendí que estaba muy cansada, que no quería transpirar más la camiseta" y se introdujo en el mundo del maquillaje: "Tini me abrió las puertas, y luego seguí perfeccionándome.

Estudié en Bellas Artes, en el Teatro Colón y en el Centro Cultural Rojas", cuenta. Recuerda que su primer trabajo fue en la inauguración del Shopping Alto Palermo y las modelos que maquilló fueron Florencia Raggi y Daniela Urzi. Más tarde trabajó en Clarín y Pol-ka, hasta que en 2000 decidió cambiar de rumbo: "Es una pregunta que me hago siempre: ¿Por qué elegí México?, y nunca la puedo contestar. Sé que me tenía que ir de la Argentina, porque era el peor momento del país. Me fui con 500 dólares, bloquearon las cuentas de los bancos y tampoco podía volver, así que me la aguanté.

Llegó mi primer trabajo, con Luis Miguel. Y a partir de ahí las cosas se fueron dando. México me brindó oportunidades de conocer a gente importante y de trabajar", relata Ceci. Llegaron las colaboraciones para diseñadores como Gerardo Dragonetti, Marcelo Senra, Christian Dior, Tommy Hilfiger, Ralph Laurent, Mancini y Polo. Y las producciones con artistas en los videos musicales: Juanes, Natalia Lafourcade, Ely Guerra, Maná, Julio Iglesias Jr., Pepe Aguilar y Molotov, entre otros.

Uno de sus últimos trabajos fue para la revista Playboy, de México. La producción fue para la edición de diciembre y la modelo argentina María Florencia Onori posó como la Virgen bajo el título "Te adoramos, María". La tapa generó polémica en el Vaticano y en el mundo religioso, pero vendió más de 80 mil ejemplares. "Terminé de hacer la producción y me vine para la ciudad, así que me enteré acá de todo el revuelo. Esa producción fue muy pensada, porque fue una interpretación desde todos los sentidos: desde el fotógrafo, David Eisenberg, hasta el vestuarista y la interpretación de la modelo, que fue fantástica.

Yo trabajé con colores muy claros en su cara y en el cuerpo, que prácticamente no se ven, porque tenía que parecer que no estaba maquillada, y para mi fue uno de los mejores trabajos que hice en mi vida", revela Ceci.

Trabajó en la película High School musical 3, en la versión mexicana de la primera, que se filmó en la Argentina y en otro film de Disney, titulado Cansada de besar sapos, para el cual se llevó como compañeros a los peluqueros platenses Pablo Funes y Gonzalo Giordano.

Para Cecilia la clave de un buen maquillador profesional es "el ángel que tengas en las manos para comunicar" y reconoce que tras haber trabajado con artistas de toda Latinoamérica, lo que más le interesa en esta etapa de su carrera es el director, por eso su cuenta pendiente es trabajar con Almodóvar. Explica que el maquillador es como un "psicólogo portátil" del artista y que ella se fijo en la personalidad de quien maquilla, "porque si uno no tiene piel con la persona, no funciona".

Ceci regresó al país para presentar un trabajo de maquillaje de alta definición. El proyecto está en vías de desarrollo en la Universidad del Alto, en la provincia de San Luis. "El maquillaje de high definition se trata del cambio de la imagen a través de los productos, que son de menor resolución para mayor visualización a través de la pantalla.

El objetivo es el cambio de las técnicas para trabajar. En la Argentina no se incorporó esto, y mi intención es formar parte de las tecnicaturas que hay en la Universidad para poder capacitar a la gente". Ella hizo la propuesta y desde la casa de altos estudios lo están analizando, porque "si bien en Buenos Aires se hace mucha producción, falta calidad de trabajo, hay negatividad, conformismo, muchos profesionales no están actualizados, entonces prefiero formar una camada de gente nueva y sin vicios".

La profesional tiene pensado vivir la mitad del año en la Argentina y la mitad en México. Y trabajar, como ella misma dice: "El maquillador profesional se vuelve el pintor de un cuadro viviente".

Fuente: http://www.elargentino.com/Content.aspx?Id=23863

viernes, 9 de enero de 2009

Un Año con Muestras Diversas de Ballet

viernes, 09 de enero de 2009

Balance. Ballet

Por Enrique Honorio Destaville

2008 fue un año con inocultables problemas en compañías de ballet de nuestro medio. A continuación una síntesis del Teatro Colón, Ballet Argentino, Ballet Concierto, Ballet del Mercosur y Argentino de La Plata

El Teatro Colón prosigue cerrado. Su octogenaria Compañía de Ballet es la más perjudicada, lamentablemente al llegar diciembre se levantó el prometido regreso de Giselle, que la directora artística Olga Ferri preparaba para debutar el 19, y no habrá hasta el año próximo otra actividad escénica.

El inicio de actividades en la sala del teatro Opera con motivo del aniversario del centenario de la inauguración del Colón (1908) -nada menos- dio lugar a varias funciones, cuando la troupe contaba todavía con la dirección de Guido De Benedetti, quien pasó fugazmente por el cargo.

Integró un programa con obras de la tradición académica, y se las presentó fragmentadas... Se invitó a algunas figuras como a Iñaki Urlezaga y Ludmila Pagliero, pero las de su elenco no respondieron en la medida de lo que se aguardaba. Faltó el tapete cu­bri­dor del escenario... -elemento hoy indispensable desde el punto de vista de la seguridad que ofrece a los bailarines-. Tampoco respondió muy bien la Orquesta Estable (dir. Benzecry) y así el todo escénico-musical estuvo a media distancia de honrar al academicismo de Petipa e Ivanov, con algunas excepciones.

Después -repentinamente- hubo cambio de autoridades, con Jorge Amarante en la dirección y Olga Ferri en lo artístico. Entre tanto, el elenco en trashumantes viajes por otra s salas como el Teatro Coliseo o el Auditorio de Belgrano fue mejorando un poco su rendimiento.

Hubo funciones en el Coliseo con inclusión de Las Sílfides de Chopin-Fokin según el antiguo montaje del coreógrafo para San Petersburgo, y a cargo de la maestra rusa residente en Rosario Tatiana Fesenko, pero no hubo grandes destellos en el elenco. En cambio, los puntos fuertes estuvieron en los pas de deux como el de Espartaco basado en la versión Labis (1978) donde descollaron Karina Olmedo y Vagram Ambartsoumian en dramática actuación. Amarante incluyó su obra Momentos (2003) de factura contemporánea, que incluye tangos, expresándose con originalidad coreográfica y buen desempeño del grupo de bailarines intérpretes destacando sobre todo a Leandro Tolosa.

Entre tanto se aguardaba el arribo de la bailarina estrella Paloma Herrera, del American Ballet Theatre. La Compañía del Colón había de acompañarla en el Luna Park. El público ansiaba una obra completa, un ballet de los denominados “full-length” que permitiera a Herrera expresarse dramáticamente, y no los fragmentos de obras académicas como el caso de Raymonda de Glazunov-Petipa. No obstante tratarse del “pas hongrois”, elegante divertissement con estilizadas czardas, preparado con dedicación por Amarante. Paloma Herrera fue aclamada por su perfecto desempeño y conocimiento del repertorio histórico, al igual que en el divertissement de Paquita, uno de los mejores que conservan el estilo “a la manera de Petipa”, según se ha ido reconstruyendo desde hace más de cien años. Pero una vez más se utilizó la partitura de Minkus orquestada de una manera contraria al sentido majestuoso que buscaba el compositor, y los efectos y consecuencias son otros. Completó la función parte de una obra de Mauricio Wainrot sobre tango, con Vagram Ambartsoumian y la bailarina residente en los Estados Unidos, técnicamente exactos, faltó en cambio aquel dejo de por­te­ñis­mo. Herrera fue acompañada discretamente por el danseur canadiense Guillaume Côté, buen partenaire y bailarín. El elenco del Teatro Colón cumplió bien sobre todo en Raymonda. La visita de Paloma trajo también un encuentro con público y periodistas en el Museo de Arte Latinoamericano (Malba), exhibiéndose el film documental que sobre ella hizo Jorge Fama, con exitoso resultado.

El Ballet Argentino es otra de las Compañías importantes del país, sus gestores (Julio Bocca y Lino Patalano) por razones probablemente válidas, redujeron el plantel dejando fuera a varios integrantes (la mayor parte de ellos con su tarea artística asegurada al incorporarse al Ballet Contemporáneo del Teatro San Martín). El Ballet Argentino, conducido por Bocca y Sara Nieto, se ha volcado hacia los estilos neoclásico y contemporáneo, aunque las formas clásicas influyan en los coreógrafos que colaboran. Ana María Stekelman es ejemplo de ello. La troupe luego de un breve fogueo en el Centro Cultural Borges con la selección de Tango de Oscar Araiz, se encaminó al estreno de Felicitas, Amor, Crimen y Castigo, de aquella creadora (mayo de 2008) con nu­me­ro­sí­si­mo público, atraido por el montaje de la historia de la bella y adinerada dama argentina que vivió su corta vida en el siglo XIX. Interesante guión el de Elio Marchi, sin truculentos episodios... que difiere en algunos puntos de la realidad. Su evocación de la historia cotidiana se vio reforzada por la escenografía y pinturas diseñadas por Tito Egurza y la iluminación de José Luis Fiorruccio. Más aún el originalísimo vestuario de Renata Schussheim, pensado para la danza, que no es recargado pero sí pleno de reminiscencias. Así, la puesta de Ana María Stekelman es exitosa aunque su coreografía ostente disímil gestación: eligió la estética de la belleza al fusionar clásico con contemporáneo, con fuerte influencia expresionista en la interpretación, expresividad y dramaturgia de la obra (las máscaras, los movimientos de brazos, los giros como torbellino...). Incorporó un personaje irreal de concepción bé­jar­tia­na: El Mayordomo-La Muerte, al que dio peculiar plástica del movimiento y estudiados matices maléficos, interpretado por el excelente Raúl Candal.

El elenco tuvo también funciones en el Ópera con Nine Sinatra Songs y otros temas como el atrayente Bésame Mucho también de Stekelman.

Particularmente destaquemos el importante aporte de Iñaki Urlezaga y el Ballet Concierto, dirigido por Lilián Gióvine, en coparticipación con el Teatro Colón. El danseur contrató al coreógrafo francés Jean Pierre Aviotte para escenificar la cantata escénica Carmina Burana de Egk. Para el montaje complicado por la escenografía del mismo Aviotte, éste laboró desde el mes de agosto estrenándose en el Teatro Opera. La Orquesta Estable del Colón fue bien conducida por Luis Gorelik, y los Coros Estable y de Niños, con firme dirección de Caputo y Sciammarella más los cantantes Laura Rizzo, Alejandro Meerapfel y Pehuén Díaz Bruno. Aviotte eligió el camino de la danza contemporánea sin perder vinculación con lo neoclásico. Diseñó movimientos con brazos y manos más emparentados con el oriente que con el occidente aún semi bárbaro. Y por medio de una gran estructura de aluminio y tela enlazó las idas y vueltas de la rueda de la fortuna, y su fluctuación constante. Desde la coreografía aludió a los placeres de la carne, al juego y la embriaguez aunque no siempre quedaron muy claras sus ideas. Como régisseur y coreógrafo careció de espacio suficiente al tener durante toda la obra a los dos Coros en escena.

Last but not least, Iñaki Urlezaga fue el bailarín estrella que lució magnífico como virtuoso no sólo en la concatenación de los pasos contemporáneos, también como partenaire (imponente Eliana Figueroa). Urlezaga tuvo a su cargo un solo especialmente coreografiado para él, quien con su altura, dinámica y plasticidad en acelerante movimiento in crescendo mostró saltos, piruetas y personalidad artística. En el Ballet Concierto que dirige Lilián Gióvine descollaron Natalia Mujtar de notable plasticidad en el movimiento, y Maximiliano Chavarría en su descollante solo de “break-dance”.

Maximiliano Guerra y el Ballet del Mercosur se presentaron en el Teatro El Nacional. Las obras programadas no fueron de alto nivel. La mejor fue CONSECUENCIAS, del mito (así escrito) cuyo autor es Walter Cammertoni, coreógrafo cordobés de danza contemporánea, aquí poco conocido. Introdujo a Guerra en un mundo casi onírico, con impresionante y sugestiva música proveniente de ritmos africanos -donde predomina la percusión- y fragmentos de Johann Sebastián Bach. El lenguaje contemporáneo que utiliza se enriquece con gestualidad, y las ocurrentes inserciones clásicas del coreógrafo quien hace recrear a Maximiliano la “attitude” de la famosa estatua del dios Mercurio de Giovanni da Bologna (en la que el cuerpo se sostiene con una pierna, mientras la otra se levanta hacia atrás esbozando el arabesque, y la rodilla se curva levemente hacia fuera). Cammertoni creó también atmósferas de gran efecto como la del final que sugiere quizá el diluvio...

Esta evaluación no puede dejar de mencionar la actividad del Ballet del Teatro Argentino de La Plata, pues por su proximidad con la gran ciudad capital, también es parte de nuestro medio. Con problemas financieros, redujo su actividad a reposiciones de lo montado en 2007. Pero para despedida de este año se convino que Iñaki Urlezaga -como coreógrafo- estrenara El Cascanueces. Urlezaga eligió trabajar su versión dentro de los cánones clásicos de la tradición, basándose evidentemente en la primigenia obra de Petipa-Lev Ivanov de neto estilo académico, estrenada en el Teatro Mariinsky de San Petersburgo en diciembre de 1891. El coreógrafo también se apoyó en la magnífica partitura de Tchaikovsky con lo cual su obra logró consolidar la unidad. Bien definidos el mundo fantástico del viaje al país de los hielos y el divertissement, para el cual diseñó nuevos pasos en las danzas estilizadas y seudoexóticas que lo componen.

El pas-de-deux da posibilidades de lucimiento a la pareja central en este caso integrada por Franco Cadelago y Julieta Paul. Relevante el paso de “manège” de Cadelago y las terminaciones de aquél con Julieta Paul en “pescadito”. En todo este despliegue, la Compañía del Argentino contó con la acertada conducción de Cristina Delmagro. Y el elenco también respondió bien a este esfuerzo mancomunado con actuaciones destacadas como la de Walter Aón en misterioso y gestual Drosselmeyer, Claudio González (padre), Caroline Queiroz y Lisandro Casco (flautilla), Juan Manuel Ortiz (rey de los ratones), y el desempeño del conjunto femenino en el vals de los copos de nieve.

Fuente: http://www.balletindance.com.ar/index.php?option=com_content&task=view&id=353&Itemid=591